jueves, 9 de julio de 2020

Snapshots - Anécdotas cortas con el Rebe - Con los niños #5

Yejidus de un niño de 12 años
Número 5


Reb Isroel Yosef Zalmanov relata:
“Cuando cumplí doce años, tuve el Zejut de entrar a un yejidus especial. Entré el 11 de Shvat, a las 8:30 pm. 
“El Rebe dijo: ‘Aunque las mitzvot solo son obligatorias una vez que el niño cumple trece años, hay una excepción: la mitzvá de Neder, que incumbe también a un niño de doce años. 
“¿Qué es un Neder? Un Neder se hace sobre algo permitido pero innecesario. La persona se compromete a abstenerse de dejarse llevar y permitirse tal actividad, aunque esté permitida. 
“Esto es lo que se exige de un josid, incluso de un josid de doce años. Claramente, lo prohibido está fuera de discusión. Sin embargo, un josid también debe conocer el concepto de lifnim mishuras hadin, servir a Hashem más allá de la letra de la ley."
(Heijal Menajem, vol. 2, página 207)

Acerca del Estudio Diario de Rambam - 14 Facts


Esta semana, miles de comunidades e innumerables personas en todo el mundo concluyeron, y están comenzando de nuevo en estos días, el estudio anual de los 14 volúmenes del Mishné Torá de Maimónides. Con motivo de este notable hito, presentamos 14 datos acerca de esta obra fundamental de la Ley Judía y acerca del ciclo de estudio anual.

1. Rambam es estudiado diariamente por judíos en todo el mundo


Rabi Moshe ben Maimon (1135-1204), conocido en el mundo judío por el acrónimo "Rambam" y para el mundo en general como "Maimónides", es una de las figuras más importantes en la historia de la erudición de la Torá. Su obra maestra es su Mishné Torá, una codificación sistemática de la ley judía.

El Rebe, Rabi Menajem Mendel Schneerson, de bendita memoria, incentivó una adición revolucionaria a los estudios regulares de todo Bnei Israel en todo el mundo. Instó a cada persona judía a estudiar una parte del Mishné Torá diariamente, una sugerencia que desde entonces se ha vuelto una realidad en personas de todo el mundo.


2. Es el único Libro que abarca toda la Ley Judía

En la totalidad de la literatura de la Torá que continuó a la Biblia, no hay una sola obra que abarque la totalidad de la Ley Judía. La única excepción es el Mishné Torá del Rambam.

El Rambam fue el primero en indexar todo el cuerpo de la Ley Oral y compilarlo de manera lógica y sistemática. Incluso incluyó leyes que sólo serán relevantes en la era mesiánica, como el Año del Jubileo y el servicio del Gran Templo. Hasta el día de hoy, el Mishné Torá sigue siendo el único trabajo de este alcance.

Al seguir un ciclo diario de Rambam, cada individuo tiene la capacidad de estudiar todo el cuerpo de la Ley Judía, una meta que de otro modo estaría fuera del alcance de la mayoría.

3. La unión de todo Am Israel


El Rebe explicó que uno de los elementos principales en el estudio del Mishné Torá es la unificación de todo Am Israel. Cuando todos estudian el mismo material el mismo día, su aprendizaje se une atravesando todos los continentes y, por lo tanto, alcanza una unidad compuesta de todo el espectro y amplitud de la Torá estudiada por todo el pueblo judío. Además, cuando diferentes personas estudian el mismo tema, los llevará a debatirlo y conversarlo, terminando acercando los unos a los otros.

Las traducciones modernas y la gran cantidad de publicaciones online e impresas han hecho que estudiar Mishne Torá diariamente sea un objetivo alcanzable para casi cualquier persona. (EN ESPAÑOL: SHIURIM, etc.)



4. Hay tres ciclos alternativos

El Rebe sugirió tres diferentes planes posibles para cumplir con las circunstancias y capacidades específicas de cada hombre, mujer y niño judío:

1. Aquellos capaces siguen un ciclo de tres capítulos por día, completando todo el Mishné Torá en poco menos de un año.
2. Para aquellos que no pueden estudiar tres capítulos todos los días, el Rebe sugirió una vía paralela a un ritmo más modesto de un capítulo por día, que dura casi tres años.
3. Para aquellos que incluso eso encuentran demasiado difícil, el Rebe instituyó una tercera pista. Paralelamente al régimen de tres capítulos por día al estudiar diariamente sobre los mismos mandamientos que se estudian allí en detalle, este explora el Sefer Hamitzvot ("Libro de los Preceptos") del Rambam, significativamente más corto, y concluye las 613 mitzvot cada año.

5. Tiene catorce partes


El Mishné Torá está dividido en catorce libros, cada uno subdividido en numerosas secciones, capítulos y leyes.

Aquí hay una lista de los catorce libros y su contenido:

1. Sefer Madá, el Libro del Conocimiento. Incluye los principios básicos de la religión judía que uno debe conocer desde el principio, como la unicidad de Di-s y la prohibición de la idolatría.
2. Sefer Ahavá, el Libro del Amor a Di-s. Mandamientos que se hacen con frecuencia, para que siempre podamos amar a Di-s y recordarlo constantemente, como recitar el Shemá, la Tefilá, el Tefilín, las bendiciones y la circuncisión.
3. Sefer Zmanim, el Libro de los Tiempos. Mandamientos que se realizan en momentos fijos del año, como Shabat y las festividades.
4. Sefer Nashim, el libro de las mujeres. Leyes asociadas con las relaciones matrimoniales, como el matrimonio y el divorcio.
5. Sefer Kedushá, el Libro de la Santidad. Leyes de relaciones prohibidas y alimentos prohibidos, con los cuales Di-s santificó al pueblo judío y los separó de las naciones.
6. Sefer Hafla'á , el Libro de las promesas. Leyes relativas a juramentos y votos.
7. Sefer Zeraim , el libro de las semillas. Leyes relacionadas con la agricultura, como el año sabático y los diezmos.
8. Sefer Avodá, el Libro de Servicio. Leyes relacionadas con la construcción del Templo Sagrado y los sacrificios públicos.
9. Sefer Korbanot, el libro de los sacrificios. Leyes relativas a los sacrificios del individuo.
10. Sefer Tahará, el libro de la pureza ritual. Leyes relacionadas con la pureza ritual y la impureza.
11. Sefer Nezikim , el libro de daños. Leyes asociadas con las relaciones civiles en las que hay daños a la propiedad o la persona.
12. Sefer Kinyan , el Libro de Adquisición. Leyes relativas a compra y venta.
13. Sefer Mishpatim , el Libro de los juicios. Leyes asociadas con otras relaciones civiles que no involucran daños, como ser depósitos, deudas, reclamos y negaciones.
14. Sefer Shoftim , el Libro de los Jueces. Leyes delegadas a la corte judía, como administrar castigos y recibir testimonio, y leyes relacionadas con el rey y sus guerras. También se incluyen las leyes de Mashiaj y la era mesiánica.

6. Actualmente se está iniciando por 40ª vez

El Rebe inició el estudio diario de Rambam en la primavera de 1984. Desde entonces, el Rambam ha sido estudiado por hombres, mujeres y niños de todo el espectro de la observancia judía. Los participantes están concluyendo actualmente el ciclo 39º e inmediatamente continúan con el 40º.

7. Conclusión del ciclo celebrado anualmente

Cada año, se realizan celebraciones especiales de Siyum (Culminación), reconociendo y celebrando el logro de aquellos que han estudiado durante el último año. Los eventos de Siyum HaRambam tienen lugar anualmente en numerosos lugares por todo el mundo.

El Rebe llevaba a cabo la finalización anual dando exposiciones en profundidad sobre el capítulo final de la obra del Rambam, vinculándolo con el primer capítulo.

8. Celebraciones en Tiberíades, Fez y El Cairo.

Entre los numerosos lugares donde se llevan a cabo estas celebraciones, se debe hacer mención especial de aquellos lugares asociados con el propio Rambam. En Israel, los principales eventos públicos se llevan a cabo anualmente en el lugar de reposo del Rambam en Tiberíades. También se han llevado a cabo celebraciones en Fez, Marruecos, donde vivió el Rambam luego de escapar con su familia de España, así como en El Cairo, Egipto, donde escribió el Mishné Torá .

Se ha convertido en una tradición para los judíos marroquíes viajar a Fez para celebrar la conclusión del Mishné Torá cerca de la casa del gran erudito, que vivió en la ciudad durante un tiempo. Esta foto grupal es de 2009. (Crédito: Jabad Marruecos)
9. Tiene tres nombres

El Rambam nombró su obra Mishné Torá (literalmente, "segundo a la Torá" o "estudio/repaso [de toda la] Torá"). En su introducción al libro, explica la razón de este nombre: “Una persona podrá estudiar la Torá Escrita (Jumash) y luego estudiar este texto y comprender toda la Ley Oral, sin necesidad de estudiar ningún otro texto entre ambos."

La obra también es conocida como el Yad HaJazakah (literalmente, "La mano fuerte", parafraseando las palabras de Éxodo 6:1). Se llama así porque la palabra hebrea para mano - יד - es numéricamente equivalente a 14, el número de libros del Mishné Torá.

El método más común para referirse al libro es simplemente "el Rambam", por su autor. La palabra Rambam en sí misma es un acrónimo (en hebreo) de Rabi Moshe ben Maimon, Moisés hijo de Maimón.


10. Es la única obra hebrea del Rambam


El Rambam fue autor de muchas otras obras, en particular su Comentario a la Mishná, el Sefer Hamitzvot y el Moré Nevujim (Guía para los Perplejos) . Sin embargo, todas sus otras obras fueron escritas originalmente en judeo-árabe (el idioma de las masas en la Península Ibérica y del norte de África, donde vivía el Rambam), y posteriormente fueron traducidas por otros al hebreo y a otros idiomas. El Mishne Torá es la única obra del Rambam que él mismo escribió en hebreo.


Una página de un primer borrador de la "Guía para los perplejos" de Maimónides, escrita en judeoárabe

11. Cientos de comentarios han sido escritos sobre él

Cientos de comentaristas han elucidado el texto del Mishné Torá, comenzando con los contemporáneos del Rambam (algunos de los cuales escribieron comentarios críticos para refutar algunos de sus dictámenes). De hecho, los comentarios al Mishné Torá continúan siendo escritos hasta el día de hoy, descubriendo las infinitas profundidades de sus palabras.

12. Incorpora filosofía, salud, astronomía y mucho más.

La obra del Rambam cubre una amplia gama de temáticas, más allá de lo que uno podría asumir naturalmente que se relaciona con la ley judía. La primera sección del Mishné Torá presenta los conceptos básicos del pensamiento y la creencias judía, como la unicidad de Di.s y el libre albedrío. Hay un capítulo con orientación sobre cómo mantener un estilo de vida saludable, que enseña a sus aprendices que todas nuestras acciones deben estar impregnadas de santidad y divinidad. El Rambam también explica en detalle los cálculos astronómicos utilizados para determinar la aparición de la luna nueva, que sirve como base del calendario judío .

13. Concluye con las leyes de Mashiaj

Entre las distinciones del Mishné Torá está que concluye con dos capítulos que describen la personalidad del Mashiaj, su llegada y cómo será la vida después de su llegada.

El Rambam concluye el capítulo final con estas palabras:

En esa era, no habrá hambre ni guerra, envidia ni competencia, porque el bien fluirá en abundancia y todas las delicias estarán disponibles libremente como polvo. La dedicación del mundo entero será únicamente a conocer a Di-s. Por lo tanto, los judíos serán grandes sabios y conocerán los asuntos ocultos, comprendiendo el conocimiento de Su Creador de acuerdo al alcance total del potencial humano, como dice Isaías 11:9 : "El mundo se llenará del conocimiento de Di-s como las aguas cubren el lecho marino ".


14. Puedes unirte hoy

Únete a las tantas personas que han dominado "toda la Torá" estudiando el Mishné Torá. Ahora es el momento perfecto para comenzar.
¡Únase al programa diario de Rambam hoy!


Desde hogares hasta sinagogas y enormes salones (como este estadio en Israel), encuentros en todo el mundo marcan la finalización del estudio anual de Mishné Torá de Maimónides.

martes, 7 de julio de 2020

Sium Harambam 5780-2020!





domingo, 5 de julio de 2020

El Friediker Rebe - Poniéndose en peligro para ayudar a otros

El Rabino Meir Plotkin relata:
Fui criado en Montreal y educado allí hasta mi Bar Mitzva. Poco después, en 1956, llegué a Nueva York para estudiar en la Yeshiva Torah Vodaas. En aquel entonces, era una de las Yeshivot más grandes del mundo, y ciertamente la Yeshiva más grande de América con más de dos mil estudiantes desde el primer grado hasta el nivel más alto del Beit Midrash. Estaba situada en Williamsburg, Brooklyn, lo que déjame decirte implicó un gran cambio, viniendo de Montreal.

Me quedé en Torah Vodaas durante dos años y luego me mudé a la Yeshiva Lubavitch. Pero estando aún en Torah Vodaas escuché la siguiente historia sobre el Frierdiker Rebe [el sexto Rebe de Lubavitch, Rabi Yosef Itzjak Schneersohn].

La ocasión era el aniversario del fallecimiento de un Rosh Yeshiva precedente, Rab Shlomo Hyman, que siempre se observaba con un importante discurso frente a todo el cuerpo estudiantil. El orador ese año en particular fue un rabino del Bronx, Rab Shmuel Koselewitz, quien llevaba a cabo los exámenes para la ordenación rabínica en Torah Vodaas.

El lugar estaba repleto; Todos los estudiantes estaban presentes. Esto es lo que dijo:

"El Talmud dice: La Torá es preservada solo por aquel quien entrega su vida por ella. Eso significa que la Torá no puede continuar existiendo a menos que estés listo para morir por ella". Continuó explicando que una persona tiene que estar dispuesta y preparada a dar todo lo que tiene por la Torá, a entregar todo, todo, y no retener nada. Luego dijo: "Les voy a contar una historia sobre lo que eso significa, sobre alguien que hizo exactamente eso. La historia que voy a contar sucedió aquí mismo, en este edificio donde nos estamos reuniendo hoy."

"Sucedió en los años de la guerra, '42, '43, o tal vez '44. En aquel momento, Torah Vodaas estaba en crisis. Le debía mucho dinero al banco, y el banco solicitó el préstamo. La Yeshiva no podía pagarlo. El banco acudió a los tribunales y obtuvo un veredicto de que, si el préstamo no se pagaba en su totalidad, podían ejecutar la hipoteca y quitarle todos los edificios a Torah Vodaas.

"El oficial financiero de la Yeshiva, responsable de recaudar el dinero, cayó en una depresión. Se lo tomó muy mal. Sintió que debido a él, Torah Vodaas iba a cerrarse. Intentó todo lo que pudiese para remediar la situación. Hizo llamamientos en los periódicos, pero muy poco dinero entró y la fecha límite se acercaba.

"Y luego, un día, recibió una llamada telefónica de la oficina del Rebe de Lubavitch de entonces, Rabi Yosef Itzjak Schneersohn, preguntándole cuánto dinero había logrado recaudar.

"Ahora bien, él sabía que Lubavitch tenía sus propias dificultades, por lo que no esperaba ninguna ayuda del Rebe. Pensó: 'El Rebe no puede manejar la suya, ¿cómo me va a ayudar?'

"Pero unos días después, un jasid de Jabad entra por la puerta con un sobre en la mano y dice: 'Esto es del Rebe'.

"El hombre se queda atónito. Sin palabras. Y el jasid le dice: 'El Rebe me pidió que antes de entregarle este sobre, le mencionara algunos hechos: cuando estuvo en Rusia, tuvo que luchar contra el país más fuerte de el mundo para que la Torá no se extinguiera. El tirano más grande del mundo fue Joseph Stalin, y el Rebe ni le prestó atención. Quien necesitaba ayuda para fortalecer la Torá, los ayudó. No preguntó si era de Jabad o no. Lo que sea que necesitaran, una Mikve, un Shojet, un maestro, trató de proporcionarlo. Hizo lo que sea para que la luz de la Torá no se extinguiera. Sus emisarios fueron arrestados, fusilados y asesinados, y él luego tenía que mantener a sus huérfanos y viudas. Y aun así, enviaba a otra persona para reemplazar a la que pereció. Todo el tiempo, su objetivo era que la luz de la Torá no se extinguiera.

'Ahora, la Providencia Divina lo ha traído a los Estados Unidos de América, donde hay libertad de religión y de culto, y le duele saber que una gran Yeshiva con miles de estudiantes se cerraría. No porque un Stalin en Rusia quiera deshacerse del judaísmo, sino porque a los judíos en Estados Unidos no les importa. Esto el Rebe no puede soportarlo. Está dispuesto a poner en riesgo su propio movimiento, ya que también tiene deudas que pagar, pero le está dando un cheque por la cantidad total que necesita, para que la Torá no se extinga. Por favor, devuélvalo lo antes posible, porque todo lo que el Rebe ha ahorrado y juntado hasta ahora está en peligro."

Mientras Rab Koselewitz contaba la historia, todos estaban sentados allí con la boca abierta, toda la sala. Y luego exclamó: "¡La Torá es preservada solo por quien da la vida por ella! ¡Y eso fue lo que hizo el Lubavitcher Rebe!

"Cuando el Rebe llegó a Estados Unidos, y yo estaba allí cuando se bajó del barco, estaba semi-paralizado por las torturas que sufrió en la Rusia Estalinista. Luego perdió su Yeshiva en Polonia ante los nazis. Y desde que llegó aquí ha tenido que lidiar con muchas dificultades y oposiciones.

"¡Encuéntrenme a alguien así! Encuéntrenme a alguien que esté dispuesto a poner todo lo que tiene sin una ganancia personal. El cheque que envió a Torah Vodaas puso a todo su propio movimiento en grave deuda y riesgo."

"Gracias a Di-s, Torá Vodaas pudo lograr de que se le pagara rápidamente. El Rebe recuperó su dinero. Pero cuando lo dio, no podía estar seguro de que eso sucedería. Eso es un verdadero sacrificio personal."


Esta fue la historia que relató Rab Shmuel Koselewitz, y se convirtió en una de las razones por las que finalmente fui a la Yeshiva de Lubavitch. Vi ese mismo espíritu genuino de auto-sacrificio en los seguidores del Rebe, y me inspiraron. Quería ser parte de un movimiento que tenga semejante nivel de dedicación por la Torá y por sus compañeros judíos.






______________
Fuente: Adaptado por Yerajmiel Tilles de "JEM - Here My Story". El rabino Meyer Plotkin vive en Montreal con su familia. Fue entrevistado allí en enero de 2011.

Video: La pura verdad

El Rebe en conversación con un científico de la NASA 

Sobre vida extraterrestre, Torá y ciencia, y Hashgajá Pratit






Presentación n° 23 exclusiva de JEM, parte del proyecto de JEM de 70 presentaciones exclusivas a lo largo del año, en honor a los 70 años del Nesiut del Rebe.

viernes, 3 de julio de 2020

Yud Beis Tamuz: Videos del Rebe en español - Sijot y Nigunim


ARRIESGANDO SU VIDA
Rabi Iosef Itzjak Schneerson, el Rebe Anterior, puso su vida en peligro cuando cuando en una pública alocución en la entonces Unión Soviética-comunista, habló sobre proveer educación de Torá y mitzvot a los niños judíos.




VIVIENDO EL MOMENTO PRESENTE
Durante un período difícil para los jasidim en la entonces Unión Soviética, el Rebe ingresó en la oficina de su suegro, el Rebe Anterior, Rabi Iosef Itzjak Schneerson.



FORTALEZA JUDÍA¿Cómo pudo el Rebe poner su propia vida en peligro cuando, aparentemente, el Shuljan Aruj (el Código de Leyes Judío), no lo requiere?




NIGUNIM

NIGUN 'IUD BEIS TAMUZ'
Esta melodía jasídica fue compuesta para celebrar la liberación del Rebe Anterior, Rabi Iosef Itzjak Schneerson, de la cárcel soviética-comunista en 1927. La fe de los jasidim en que el Rebe iba a ser liberado era tan fuerte que el nigun fue compuesto antes de su efectiva liberación.


NIGUN 'BEINONI'
En un Farbrenguen del 12 de Tamuz, celebrando la liberación del Rebe Anterior, el Rebe pide que canten el Nigun llamado "Beinoni". Esta melodía es generalmente asociada con el Rebe Anterior quien le puso dicho nombre explicando que este Nigun en particular es la expresión musical de lo que el Beinoni experimenta, lo cual es explicado en el Tania.


jueves, 2 de julio de 2020

Historia oída en un Farbrenguen de Guimel Tamuz


Este pensamiento está dirigido a los Bojrim, a la juventud y a sus padres, por lo que se presenta como una carta a nuestra juventud.



Querido Mendy:
En nuestras charlas y Farbrenguens, a menudo mencionas el hecho de que yo, al igual que tus padres sheijyu, fuimos zoije de escuchar al Rebe haciendo farbrenguen, recibir dólares de él, recibir respuestas a preguntas o brojes por lo que sea que le escribamos en nuestro pa"n. . Tuvimos nuestra conexión de hace años y podemos mantenerla. Sin embargo, tú, Mendy, llevas el nombre del Rebe, solo puedes verlo en un video, y sientes que no es lo mismo que participar en un farbrenguen, cuando el Rebe está hablando en la misma habitación en la que te encuentras. Entonces preguntas, ¿cómo puedes tener un verdadero hiskashrus con el Rebe?
Sí, todas las semanas ibas a mivtzoim y esperas poder retomar rápidamente ese shlijus tan especial. Estudias una sije o un maamer, y realmente intentas comprender las enseñanzas del Rebe. Te comportas como un jasidishe bojur, pero sientes que tu hiskashrus no es lo suficientemente fuerte.
Entonces déjame responder con dos respuestas.
Reb Hilel Paritcher recibió instrucciones del Miteler Rebe de viajar a las colonias que estableció en la lejana Ucrania. Todos los años, después de Shavuot, Reb Hilel abandonaba Lubavitch en este viaje de tres meses y regresaría a su ciudad natal para Rosh Hashaná. La visita de Reb Hilel a las diversas ciudades tuvo un éxito tremendo; se establecieron Jadorim y se contrataron melamdim adecuados. Shojatim, mohelim y sofrim fueron adiestrados y alentados a establecerse allí, hubo un rejuvenecimiento entre cientos y miles de familias judías.
Un año, una de las personas se quejó a Reb Hilel y le dijo: Rebe, desde que te conocí hace ya unos años, estoy tratando de mejorar. Trato de hacer Davenen correctamente, trato de estudiar siempre algo más, pero por desgracia, me miro a mí mismo y veo la realidad, estoy donde comencé, era un recipiente vacío y sigo siendo un recipiente vacío. ¿Qué se logró? ¡¡¡NADA!!!
Reb Hilel le respondió gentilmente: lograste grandes cosas, y te lo demostraré de tus propias palabras. Hace años, no te molestaba que eras lo que ahora llamas "un recipiente vacío", pero ahora estás lamentando tal hecho. ¿No es este un logro tremendo?
Así que mi querido Mendy, toma las palabras de Reb Hilel en serio. El hecho de que sientas que tu hiskashrus necesita mejorar, eso mismo demuestra tu hiskashrus al Rebe.
Quien no tiene hiskashrus, no sentiría que le falta.
Pero la realidad es mucho más que eso: tu hiskashrus es fuerte y probablemente más fuerte que el mío, y que del muchos otros que estuvieron en los farbrenguens del Rebe.

Hay un maamar del Miteler Rebe, como así también del Rebe Tzemaj Tzedek que hace la siguiente pregunta: El Pasuk en la Torá dice "Si un hombre tiene dos esposas, una a la que ama y otra a la que detesta y cada una tuviese un hijo..." La pregunta es: sabemos que cada vez que la Torá habla de un hombre y su esposa, está haciendo referencia a Hashem y Am Israel. Solo hay una nación judía, por lo tanto, solo una esposa. ¿A qué se refiere entonces la Torá cuando dice que Hashem tiene dos esposas?

Sin embargo, aunque solo existe un Am Israel, puede haber dos tipos de relación entre Hashem y los yehudim. Están las épocas donde se vio una evidente cercanía entre Hashem y Am Israel. A esto se refiere con "la esposa a la que ama" y habla sobre la época en la cual los judíos estuvieron en el desierto, recibieron la Torá y fueron protegidos por las nubes de Gloria y alimentados con el Man durante cuarenta años. Del mismo modo, también se refiere esta expresión a los años del Beit Hamikdash, cuando los milagros eran visibles para todos, todos los días. Esos son lo que a menudo llamamos "los viejos tiempos", las buenas épocas, cuando el sol brilló de forma radiante.

Luego están los oscuros años del Galut y las persecuciones, a menudo brutales, a los que se hace referencia con "la esposa odiada".

El Pasuk continúa "...Y será el día que decida dar su herencia, el hombre no puede dar preferencia al hijo de la esposa amada, ya que el otro hijo es su primogénito."

Esta es una metáfora acerca de cuándo venga el Mashiaj, que sea rápidamente en nuestros días, surgirá la pregunta, ¿quién merece el crédito? ¿Las acciones de quién provocaron esta tremenda revelación? La respuesta simple sería para nosotros mirar a los gigantes de antaño, los Tzadikim y los grandes y sobresalientes Jasidim, y decir que fueron ellos.

Sin embargo, el Pasuk dice, ¡no, no ellos! No señales a los yehudim que vivieron en los días en que la presencia de Di-s estaba radiante. No mires a los Tanaaim y Amoraim, los Tzadikim y los fenomenales Jasidim de antaño. Sí, definitivamente fueron geniales y merecen crédito por lo que hicieron; sin embargo, debemos darnos cuenta, los chicos que crecieron en los días de "oscuridad" son los que merecen el crédito.

Vi al Rebe, escuché al Rebe y recibí brojes y orientación del Rebe, así que sí, trato de estar mekushor, pero mi hiskashrus se basa en una relación, de comprensión, apreciación o como se llame. Pero se basa en algo.

Ustedes, por otro lado, no tuvieron esa posibilidad, entonces, ¿en qué está basado tu hiskashrus? Es únicamente en la esencia del Rebe y nada más. Y eso es lo que está diciendo el Pasuk; Esos hijos que crecieron en una época de ocultamiento, son ellos los que se llevan el crédito. Sigue así e inspíranos.





martes, 30 de junio de 2020

Snapshots - Anécdotas cortas con el Rebe - Con los niños #4

"La Hanhala ha aceptado amablemente ..."

Número 4




Una vez sucedió que un talmid de la Yeshivá en Bedford Ave. fue suspendido de la yeshivá por Rab Mentlik, el Rosh Yeshivá. Solo se le permitiría regresar si estudiaba una cierta cantidad de Tania Baal Pe.
El talmid escribió una carta al Rebe, en la cual escribía que siente que el castigo es injusto. Le pedía al Rebe que por favor hablara con la Hanhala, que lo aceptaran de regreso, sin requerirle que estudiara baal pe.
La respuesta del Rebe lo dejó pasmado al talmid:
“En tu carta, me complació leer que la Hanhala ha accedido amablemente a facilitar la continuación de tus estudios en la Yeshivá, bajo varias condiciones.
En realidad, estas condiciones deberían realizarse por tu propia voluntad, de esta manera podrías rectificar tus fechorías... "

(Hiskashrus, número 535)

Video: El cuidado y atención de un pastor

La atención del Rebe a las necesidades de cada individuo.



Presentación n° 22 exclusiva de JEM, parte del proyecto de JEM de 70 presentaciones exclusivas a lo largo del año, en honor a los 70 años del Nesiut del Rebe.

domingo, 28 de junio de 2020

Snapshots - Anécdotas cortas con el Rebe - Con los niños #3

"¿Cuándo dominarás todos estos Sforim?"

Número 3


Una conversación que tuvo lugar un 13 de Nisan del año 5712:
Un niño, libre de Jeider, estaba jugando fuera de la habitación del Rebe. Cuando el Rebe lo vio, preguntó por qué no estaba estudiando. El niño explicó que no había Jeider durante los días previos a Pesaj. El Rebe repitió su pregunta, y el niño, pensando que el Rebe no lo había entendido, repitió su respuesta.
Al ver que el niño no estaba comprendiendo, el Rebe tomó un Sefer de su mesa, lo abrió en la última página y pacientemente le dijo al niño: “¿Ves cuántas páginas hay en este sefer? ¿Y ves cuántos seforim hay en esta habitación? ¿Y sabes que hay muchos más seforim? 
El niño asintió con la cabeza afirmativamente, y el Rebe continuó. "¿Cuándo dominarás todos estos Sforim, si no estudias en tu tiempo libre?"

Lanzamiento de una nueva App JASIDUT EN ESPAÑOL



Luego de varios años de anticipación y más de un año y medio de trabajo, "Sijot en español" está lanzando una aplicación única para Shiurim de Jasidut en español.


Esta iniciativa tan especial surgió a raíz de la gran demanda del público de habla hispana de tener clases y Shiurim de Jasidus en su idioma. El propulsor del proyecto, el rabino David Stoler, explica: “Durante muchos años era difícil encontrar clases en español de Jasidut. Había material disperso por todas partes, pero sentimos que era hora de reunir todas las lecciones de Jasidut en una sola plataforma.”

La aplicación es fácil de usar y ya contiene más de 2.000 clases de Jasidus impartidas por más de una docena de Rabanim, Mashpiim y Shlujim de todo SudAmérica, así como público de habla hispana en Eretz Israel.

"Este es un proyecto muy poderoso y necesaria", dice uno de los miembros de un Beit Jabad en Buenos Aires, Argentina. "Me ha cambiado el mundo."

La aplicación está disponible para descargar en los sistemas de aplicaciones Apple y Android.





Este proyecto especial fue posible gracias a la generosa ayuda de Barbara y Shaul Sutton Dabah e hijos.
LN Shelomo Ezra Jaim ben Ester y la familia Dornbusch, para Refuá shlema de Jaim Shneur Zalman Yehudah Ben Hinda Yojeved, cuyas generosas donaciones y entusiasmo han sido esenciales para que el proyecto sea un éxito.

Los siguientes rabinos han tomado parte en el programa:
Rabino Tzvi Grunblatt - Sheliaj Principal, Argentina.
Rabino Osher Farkash - Mashpia Yeshiva de Buenos Aires, Argentina.
Rabino David Stoler - Shleiaj en la ciudad de Buenos Aires, Argentina.
Rabino Eliezer Shem-Tov - Sheliaj Principal, Uruguay.
Rabino Aaron Lein - Rabino de la comunidad Ashkenazi en Panamá.
Rabino Yishai Libersohn - Sheliaj en Santiago, Chile.
Rabino Yoel Migdal - Sheliaj en Buenos Aires, Argentina.
Rabino Tuvia Server - Sheliaj en La Plata, Argentina.
Rabino Iehoshua Rosenblum - Sheliaj en Caracas, Venezuela.
Rabino Shlomo Bernathan - Rabino en Mesivteh Tzfat.
Rabino Meir Guterman - Rabino en Panamá.

Para descargar la aplicación para Iphone: https://apps.apple.com/us/app/jasidapp/id1465070026

Para descargar la aplicación para Android:

https://play.google.com/store/apps/details?id=io.ionic.jasid

jueves, 25 de junio de 2020

Guimel Tamuz 5780 (2020) - Reflexión personal



Encontrándonos en una fecha tan importante y significativa y en un momento tan dramático y sin precedentes en la historia de la humanidad, me permito una humilde reflexión:

Es conocida la afirmación citada en el Tania que la vida de un Tzadik no pasa (únicamente) por su vida física (dentro de un cuerpo) sino más bien es su Emuná, su Amor a Hashem y Temor de Hashem lo que consituye la verdadera vida de un líder y Tzadik en Am Israel; y por lo tanto continúa presente en este mundo aún luego de su Histalkut.
En otras palabras nos está indicando que, a pesar de que todos nosotros conformemos seres humanos físicos y materialistas, dándole importancia a lo tangible y físico, viene Jasidut y nos indica: trascender. Abrir los ojos y poder advertir una realidad más allá de lo físico y próximo físicamente,  mucho más profunda e intrínseca, y esta misma realidad contemplarla siempre manteniéndonos en nuestra condición física, dentro de nuestra condición como ser humano, que de esto se trata todo Jasidut y toda la misión de la Torá y Mitzvot en general, proyectar una Kedushá trascendiendo nuestra propia estructura natural y lógica; junto con eso proyectar toda esa Kedushá dentro de nuestro mundo, manteniendo este sus características propias como mundo físico.

Teniendo esto en mente, no sólo que Guimel Tamuz no nos desalienta ni desanima, sino que nos indica, aunque sea este un paso más dificultoso que antes, que trascendamos aún más, que expresemos esa conexión con nuestro Moshé Rabeinu contemporáneo aún trascendiendo los límites de espacio y lugar.
Lo vemos de forma concreta en la Brajá que seguimos recibiendo, tanto a nivel global e institucional, el maravilloso e inimaginable desarrollo de Jabad Lubavitch en los últimos 26 años, en todas sus áreas, como a nivel particular, cómo cada Josid, cada Yehudi continúa recibiendo Brajot y orientación del Rebe, trascendiendo aquella "limitación física" que exigía estar en tal lugar y en tal momento para poder recibirla en aquel entonces, antes de Guimel Tamuz. Pedimos y suplicamos constantemente que pase ya esta etapa tan dificultosa, pero aún así sabemos que no nos desalienta en lo absoluto, tanto en lo que respecta a la continuación de nuestra Avodá como soldados del Rebe, como a las Brajot y guía por parte del Rebe que continúan en pie, y potenciadas aún más que antes.
  
Trasladando este enfoque a la época actual, época de coronavirus:
Si nos ponemos los anteojos de una persona realista, "con los pies en la tierra", la situación actual sólo depararía pronósticos gravísimos y desfavorables. El hecho de haberse cerrado los Batei Kneset y Batei Midrash en prácticamente todo el mundo, y el cierre de todas las escuelas y Yeshivot  habla lógicamente de una decadencia masiva de la observancia y del estudio de Torá principalmente.
Sin embargo, si trascendemos esa "realidad" y alzamos aunque sea una pizca los pies de la tierra, podremos advertir una maravillosa realidad: el despertar y anhelo de incluso aquellos que hasta ahora ni asistían a una clase de Torá o de colocarse una mañana los Tefilin, de repente es justamente ahora que este fenómeno tiene lugar de forma masiva. Hay más Shiurim de Torá disponibles de forma diaria que nunca antes en la historia. Uno se puede dar el lujo de seleccionar la materia y en qué curso participar hoy, Halajá, Jasidut, Guemará, Musar, Historias, Jumash, etc. Y en todos los idiomas, adaptados según la edad y sexo. Este es indudablemente el mensaje para nosotros Guimel Tamuz 5780/2020. Trascender.

Y acá hay otro detalle interesante: el confinamiento y la cuarentena nos obligan a realizar un distanciamiento social que lamentablemente nos priva de nuestras clásicas reuniones y encuentros con nuestros cercanos y queridos. Esto habla, en términos "realistas" desde el plano más físico, de un aislamiento y soledad que pueden ocasionar severos daños al ser humano (que requieran de una asistencia psicológica, etc) Sin embargo, es justamente en esta situación que surge el Zoom, Gam Zoom Letobá: los encuentros, desde el comedor de tu hogar, a larga distancia con aquellos que durante mucho tiempo los tenías dejados de lado, y de repente, el mundo se volvió aún más chico y unido que antes. Ninguna soledad ni aislamiento, en lo absoluto! Trascendemos las reuniones a corta distancia para pasar a una faceta aún mayor, los encuentros con aquellos seres queridos que, por la distancia y el tiempo que hicieron lo suyo y estaban alejados pasan a estar más cerca que nunca de uno, con conversaciones frecuentes, del día a día. La posibilidad de participar de eventos que hasta ahora era prácticamente imposible, y ahora se volvieron más accesibles que nunca. Increíble, pero se trata del mismo punto: trascender aquellos límites a los que uno está acostumbrado y habituado. 

La meta final es trascender esta época de Galut y traer la Gueulá, y esto tendrá lugar cuando comencemos a incorporar en nuestra agenda diaria este enfoque del trascender, salir de las estructuras físicas e insertar Kedushá en la rutina del día a día. No acostumbrarse al Galut y alzar aunque sea un poco "los pies de sobre la tierra". Y esta tarea realizarla con alegría, porque no estamos solos, tenemos un Rebe con nosotros. 

Lejaim!


M.R.
JasidiNews


  

martes, 23 de junio de 2020

Tributo al Rebe - Evento central Online de Jabad Lubavitch Argentina - Guimel Tamuz


























Kovetz de estudio - Guimel Tamuz

Ponemos a disposición del público el Kovetz Guimel Tamuz, preparado y editado por Jabad Lubavitch Argentina (y con autorización de Kehot Lubavitch Sudamericana), con un completo  material de estudio para aprovechar el día de la mejor manera, uniéndonos al Nasi Hador a través de sus enseñanzas.

Que en mérito al estudio del Jasidut, y a las buenas decisiones tomadas en este día en lo que respecta a la difusión del Jasidut y al incremento en Ahabat Israel, junto con el fortalecimiento en la esperanza y las ansias por la llegada concreta del Mashiaj, podamos encontrarnos con el Rebe este mismo Guimel Tamuz 5780, y salgamos todos del Galut directo a la Gueulá, ya mismo!!


lunes, 22 de junio de 2020

Especial para Guimel Tamuz - Historia conmovedora desde Argentina

Este jueves Guimel Tamuz se conmemorará el 26° Yom Hilula del Rebe. Nuestros Sabios dicen: "Cuando un Tzadik parte, se encuentra en todos los mundos más aún que durante su vida" - Zohar. Esto está explicado en el Tania, significando:  "Incluso en este mundo material, la presencia de un Tzadik se siente con más fuerza después de su fallecimiento que durante su vida."




Historia conmovedora desde Argentina

Imagen ilustrativa


Yehuda Landau nació y se crió en la ciudad de Bahía Blanca, una ciudad ubicada al sur de la provincia de Buenos Aires. La comunidad judía allí estaba muy asimilada, y Yehuda recibió muy poca educación judía. El recuerdo judío más fuerte de su juventud fue su Bar Mitzvá. Su madre le dijo que dado que estaba por cumplir trece años, había una antigua costumbre judía de celebrar este día. Entonces, lo llevaron a la sinagoga y le dieron una Aliá a la Torá. Se puso Tefilín por primera vez... que sería también la última por muchos años.

Cuando creció, se sintió agradecido de que su vida progresara favorablemente. Se casó con una joven judía, tenía éxito en los negocios y era presentador de un popular programa de radio. Se sentía feliz y seguro.

En 1988 (5748), Yehuda y su esposa celebraron el nacimiento de mellizos, Zejaria y Najum. Estaban muy felices. Yehuda fue a la sinagoga local para organizarles un brit milá a los mellizos.

En la sinagoga, conoció a un nuevo rabino a quien no había visto antes. Se presentó como un Sheliaj, un emisario del Rebe de Lubavitch. El rabino Moshe Fridman había llegado a Bahía Blanca hacía unos tres años. Invitó a Yehuda a participar en algunos programas del Beit Jabad. Yehuda se mostró interesado en lo que el rabino tenía para ofrecer.

Cuando asistió a algunas clases que el rabino daba, quedó muy impresionado. Las ideas que transmitía el rabino Fridman eran en realidad la forma en que él y su familia vivían. Pronto se hicieron buenos amigos. A medida que crecía la amistad con el rabino Fridman, Yehuda y su esposa gradualmente comenzaron a observar más mitzvot, pero aún dudaban mucho en volverse totalmente observantes. Cuando se enteraron de que los Fridman solo consumían leche Jalab Israel para su familia, le pidieron al Rabino que les consiguiera también leche Jalab Israel para sus bebés.

"Son bebés judíos, por lo que deberían tener leche judía kosher", dijeron los padres.

Un día notaron que el bebé, Najum, no podía abrir uno de sus ojos. Lo llevaron a los médicos y les dijeron que tenía un "ojo vago". Los médicos probaron varios métodos para solucionar el problema. Cubrieron el ojo bueno, para que el ojo débil se fortaleciera, pero no pareció ayudar. La familia viajó a Buenos Aires para consultar con un especialista. Hicieron una cita para ver a uno de los oftalmólogos más grandes de Buenos Aires. Cuando revisó al bebé, concluyó que lo único que podría funcionar sería operar cuando el niño fuera un poco mayor y más fuerte.

Cuando Najum tenía tres años, le operaron el ojo. Sin embargo, esto tampoco ayudó. El niño se había acostumbrado tanto a usar solo un ojo que el otro permaneció vago y no se recuperó. Al equipo médico le preocupaba que pueda perder la visión del ojo por completo. Yehuda y su esposa estaban muy preocupados y afligidos.

De vez en cuando, el rabino Fridman visitaba su casa. Alrededor de esta época, cuando llegó, trajo consigo una publicación de Jabad en español que se llamaba "La Enseñanza Semanal". Antes de irse, le ofreció un ejemplar a la pareja.

Yehuda miró el folleto y una de las historias le llamó la atención. La leyó de principio a fin.

Y esta es la historia que Yehuda leyó:

Se trataba de un hombre que no había tenido hijos. El rabino de Jabad que lo conocía lo instó a ir a 770 (la sinagoga del Rebe) y pedirle una brajá (bendición) al Rebe. El hombre siempre parecía encontrar una excusa para no ir. Él y su esposa habían estado en los mejores médicos. No podía imaginar que la bendición de un rabino pudiera ayudar. También le incomodaba la idea que el Rebe le pidiera una gran donación.

El rabino de Jabad no se rindió. Siguió instando al hombre a ir con él a 770 para ver al Rebe.

"¿Qué tienes para perder?" le dijo.

Una vez, cuando el hombre estaba en Nueva York por negocios, ¡inesperadamente se encontró con su rabino local en la calle! Ahora no tenía excusa y se dio cuenta de que debía ser la Divina Providencia. Juntos salieron para 770 pero cuando finalmente llegaron, les dijeron que el Rebe no estaba viendo a nadie en ese momento. ¡Qué decepción!

"No te preocupes", le dijo su rabino amigo, "a las 3:15 pm el Rebe reza Minjá. Nos pararemos aquí en el pasillo junto al ascensor y cuando el Rebe salga, podrás pedirle rápidamente una brajá mientras pasa, de camino a su oficina.”

A las 3:40 pm, cuando terminó la Tefiá de Minjá, se abrió la puerta y salió el Rebe. El hombre dio un paso adelante, y de repente toda la decepción y frustración después de tantos años de anhelo por un hijo inundaron su corazón y comenzó a llorar amargamente.

"Rebe", exclamó, "¿De qué vale todo mi dinero si no tengo hijos?"

"¿Te pones Tefilin?" preguntó el Rebe. Ese no era el tipo de pregunta que esperaba.

"No", respondió. "No soy religioso."

El Rebe sonrió y dijo: “Eres un hombre de negocios. Yo también soy un hombre de negocios. Haré un trato contigo. Ponte Tefilín, en los cuales está escrito: "Enseñarás (estas palabras) a tus hijos", y en el mérito de esta importante mitzvá, Hashem te bendecirá con un hijo."

¡El hombre comenzó a ponerse Tefilín y un año después su esposa tuvo un bebé!

Cuando Yehuda terminó de leer esta historia, se sintió muy conmovido.

Esa misma noche tuvo un sueño increíble. En su sueño, veía al Rebe parado en medio de una habitación, mirándolo con una mirada amable.

"¿Por qué estás tan triste?" le preguntaba el Rebe.

Al principio, Yehuda tuvo miedo al mirarlo al Rebe y no podía responder. Pero luego se sintió muy tranquilo y le dijo al Rebe que era por la salud de su hijo.

El Rebe sonrió cálidamente y preguntó: "¿Tu hijo usa Tzitzit todos los días?"

Él respondió que no.

Entonces el Rebe dijo: "Cómprale Tzitzit para que se los ponga y verás que todo saldrá de la mejor manera."

Yehuda quedó sorprendido. Todavía en su sueño, se preguntaba, ¿cómo podría un Tzitzit ayudar a la condición ocular de su hijo?

Entonces, parecía como que el Rebe respondía su pregunta no formulada.

"Respecto la mitzvá de Tzitzit dice "y los verás" (Parshat Shlaj, Capítulo 15, versículo 39). Si haces tu parte aquí abajo, Hashem seguramente te ayudará desde Arriba.”

De repente, Yehuda se despertó. Estaba cubierto de un frío sudor y se sentía muy confundido. En ese momento, todavía ni él mismo vestía Tzitzit, y estaba lejos de estar listo para comenzar. Nunca se había dado cuenta (de este dato) que la Torá decía que debías mirar el Tzitzit. No fue sino hasta más tarde que revisó un Sidur (en el párrafo del Shemá) y descubrió que era exactamente tal como el Rebe se lo había dicho.

Estaba confundido. Por supuesto, quería desesperadamente que su hijo estuviera bien, y su sueño parecía muy real. Pero personalmente, todavía no quería usar Tzitzit, entonces, ¿cómo podría ponérselos a su hijo?

Una lucha feroz estaba teniendo lugar en su corazón.

No mucho después de eso, Yehuda tuvo que estar en Buenos Aires por negocios. El primo de su esposa, cuya familia es Jabad, lo invitó para Shabat. En la mesa de Shabat de Gabi y Margalit Setton (que hoy son Shlujim del Rebe en Buenos Aires), Yehuda compartió su sueño extraordinario.

Un bajur (estudiante de Yeshiva), Yosi Benchimol, que también estaba pasando el Shabat en la casa, se volvió hacia Yehuda y le dijo:

"Mira, Yehuda, todo está en tus manos ahora. Las personas pueden soñar con muchas cosas, por muchas razones diferentes. Pero cuando una persona sueña con el Rebe, no es solo su imaginación. El Rebe te dijo cómo puedes ayudar a tu hijo. Si no lo haces, será tu responsabilidad."

Yehuda sabía que tenía razón. Habló con su esposa, y decidieron que comenzaría a usar Tzitzit... solo por un período de prueba... solo en casa... para ver cómo se sentían al respecto.

Y luego sucedió algo asombroso. Tan pronto como los niños vieron a su padre usando Tzitzit, dijeron que también querían Tzitzit. Así que ese fue el final del período de prueba. Compró Tzitzit para los gemelos, y comenzaron a usar Tzitzit todos los días.

Una Mitzvá condujo a otra y en poco tiempo, Yehuda y su familia se convirtieron en una familia jasidishe completamente.

Cuatro meses después de que comenzaron a usar Tzitzit, Yehuda llevó a su hijo al oftalmólogo para una visita de seguimiento. De repente, los médicos salieron apresurados a la sala de examen, por todos lados. Yehuda estaba nervioso. ¿Habrá sucedido algo terrible?

El médico superior salió y le dijo: "Sr. Landau, ¿podría decirme qué pasó con su hijo? ¿Hizo algo que no sabemos? ¿Intentaron algún tipo alternativo de curación?

Yehuda sacudió la cabeza, y se preguntaba a qué se estará refiriendo el médico.

"Nunca había visto algo así", dijo el médico. “Tu hijo ve muy bien. Es como si nunca hubiera tenido un problema. Escucha, he sido el Jefe de este Departamento durante muchos años, pero esto va más allá de todo lo que aprendí o experimenté en la medicina. ¡El problema de su hijo con su visión se ha ido!"

Yehuda rebozaba de alegría al escuchar esta gran buena noticia. Luego le contó al médico sobre su sueño.

"Sr. Landau ”, le dijo el doctor. “Debe ud. saber que su sueño suena totalmente irreal; ¡Pero es más real de lo que le ha pasado a su hijo! ¡Su condición actual, sano y curado por completo! ¡Es un milagro!"

Cuando los niños cumplieron seis años, la familia se mudó a Buenos Aires para que recibieran una educación judía adecuada y para que la familia estuviera en una comunidad judía más grande. Los niños asistieron a la escuela Jeider de Jabad.

En 1995, Yehuda se sumó a un grupo de Argentina, que estaba haciendo un viaje a 770, a Nueva York. Lo más destacado del viaje fue que serían admitidos en la sala Yejidut del Rebe (donde el Rebe conducía sus audiencias privadas).

Yehuda estaba seguro de que sería esta una experiencia especial, y decidió que diría Tehilim todo el tiempo. Pero apenas entró en la habitación del Rebe, de repente se sintió abrumado por la emoción y no pudo pronunciar una palabra: Era exactamente la misma habitación que había visto en su sueño... las mismas estanterías, el mismo escritorio, la misma silla.

De repente se puso a llorar. Nadie podía entender lo que estaba sucediendo y él no podía explicarlo.

Cuando las emociones de una persona son demasiado fuertes como para que el corazón pueda soportarlas, es que comienza uno a llorar. Sus lágrimas pueden ser lágrimas de dolor o lágrimas de alegría, lágrimas de amor o lágrimas de gratitud, lágrimas de incredulidad o lágrimas al darse cuenta de la abrumadora verdad. Para Yehuda era todo esto recién mencionado.

Hoy Yehuda y su familia viven en Najlat Har Jabad, en Israel, donde su familia creció, gracias a Di-s.

Hoy, varios de los niños Landau están gracias a Di-s casados, incluyendo Najum y Zejaria, y han formado sus propias hermosas Jasidishe familias. Hace cuatro años, exactamente en Guimel Tamuz, (cuando esta historia se publicó por primera vez), ¡Najum y su esposa celebraron el brit milá de su hijo!


¡Le deseamos a la familia que continúe con simjot en buena salud begashmiut uberujniut!




Un sincero agradecimiento a Yehuda y Reizel por el permiso para compartir su inspiradora historia.

Gracias, Sara Fridman, shlujá dedicada en Bahía Blanca, que continúa dedicándose a la comunidad judía luego del fallecimiento prematuro de su esposo. Los Friedman llegaron a Bahía Blanca en 1985, a un desierto espiritual. Con sumo amor y dedicación, inspiraron a muchas personas y familias a reconectarse con su judaísmo. Cuando la economía en Argentina sufrió una recesión, proporcionaron alimentos y remedios a aquellos cuyos medios de vida se vieron afectados. Esto continúa hasta hoy y aún más. Con la ayuda de algunos de sus hijos, Sara, continúa brindando orientación y asistencia física y espiritual a la comunidad. Para colaborar, ser socio de la Sra. Sara en estos tiempos difíciles, visite www.chabadbahia.com y vea su increíble trabajo.

Snapshots - Anécdotas cortas con el Rebe - Con los niños #2

"Haitojen?!"

Número 2


Reb Guershon Shusterman compartió la siguiente historia personal:
“Tenía doce años, estudiaba en el Jeider en Ocean Parkway, cuando recibí un mensaje de que el director quería hablar conmigo. En la oficina del director, soltó una bomba: ¡Harav Jodakov, el mazkir del Rebe había pedido verme! Tenía que estar a las nueve en punto en su oficina, tocar una vez a la puerta y esperar. Sentía náuseas y estaba literalmente temblando. Pero a la hora señalada, estaba en la oficina, mis pequeñas rodillas golpeando una contra la otra.
“Harav Jodakov tenía un mensaje para mí. Me mostró un examen reciente que yo había hecho en el Jeider (que había sido incluido en los informes que el Rebe recibía regularmente) en el que había recibido una calificación inaceptable.
Al lado de la nota, en lápiz y en la inconfundible letra del Rebe, estaba escrita una palabra: "Haitojen?" - ¿cómo es esto posible?
“El Rebe no dijo que yo estaba mal, ni siquiera que lo había hecho mal. Esta palabra significaba una cosa: Sé que podrías haberlo hecho mucho mejor. Fue (algo) motivador, pero ciertamente muy exigente.”

domingo, 21 de junio de 2020

Video: Un grito a lo largo de todos los siglos


Un grito a lo largo de todos los siglos

Una historia del Talmud adquiere un significado completamente nuevo. 

La fenomenal explicación del Rebe a una anécdota al final de Tratado de Sucá que nos brinda la perspectiva y enfoque general del Rebe hacia todo judío, sin excepción en lo absoluto.



Presentación n° 21 exclusiva de JEM, parte del proyecto de JEM de 70 presentaciones exclusivas a lo largo del año, en honor a los 70 años del Nesiut del Rebe.

Snapshots - Anécdotas cortas con el Rebe - El Rebe (y su relación) con niños #1

"¡Me has revivido!"Número 1



Un Moré en el Jeider Lubavitch de Detroit, Michigan le estaba hablando a su clase. Les dijo a los chicos que tenemos que aprender de la forma en que el Rebe aprecia cada palabra del Davenen, cómo el Rebe está (durante el mismo) tan serio y recita cada palabra de dentro del Sidur. Un estudiante internalizó (y tomó a pecho) las palabras de su melamed, y comenzó a partir de ese día a decir Birkot Hashajar por la mañana mirando cada palabra dentro del Sidur.
Después de mantener su hajlatá por un tiempo, el joven le escribió una carta al Rebe, informando lo que estaba haciendo. A pesar de los tantos montones de correo sin respuesta, y el peso de los problemas candentes de Klal Israel sobre sus hombros, el Rebe hizo un tiempo para expresarle al niño lo significante que implicaba su carta. El Rebe le escribió: 
Hejiyitani, kemaim karim al nefesh ayeifa - "¡Me has revivido, como agua fría para un alma fatigada!

jueves, 18 de junio de 2020

Los bandidos y los Tzitzit



Zalman Stern, un joven de Kentucky en los Estados Unidos, ingresó a la yeshiva "Hadar HaTorah" en Brooklyn, orientada a jóvenes como él, que no habían recibido un Jinuj Yehudi. Buscaba complementar el conocimiento de judaísmo que le faltaba. Esto fue en el año 1972 (5732).

Como fotógrafo por profesión, quería combinar los estudios con el trabajo. Durante el día se dedicaba a los estudios, y por las noches salía a trabajar fotografiando bodas. Con el dinero que ganaba se pagaba sus estudios en la Yeshiva.

Pero el Rosh Yeshiva, Reb Isroel Jacobson, vio que después de una noche de trabajo que termina tarde, le es difícil a un joven concentrarse en el estudio al día siguiente. Él le dijo: "No te preocupes por el arancel. Tómate un tiempo libre del trabajo por la noche y dedícate a estudiar". Zalman lo reflexionó y finalmente respondió: "No quiero renunciar a mi medio de sustento, pero reduciré mis días de trabajo".

Una semana después, un sábado por la noche, a las 10 p.m., salió a encontrarse con un fotógrafo de bodas en el barrio de Queens. La reunión terminó a la medianoche. Entró en la estación de subte y luego de una larga espera, subió al tren en su camino de regreso. Los vagones estaban vacíos. El viaje continuó, y Zalman comenzó a temer que pudiera haberse equivocado de recorrido. Intentó mirar el mapa que colgaba al costado del vagón, pero estaba ilegible, arruinado con graffitis.

Cuando el tren se detuvo en la próxima estación, decidió bajarse. Fue a la caja y encontró a un empleado afroamericano leyendo una Biblia. "Señor, ¿podría explicarme cómo llegar a Crown Heights?", le preguntó.

El empleado le dijo: "Debes tomar el tren A a Manhattan y en la 42 Av. cambiar al número 2. Por la noche, el tren A tiene una frecuencia de una vez por hora. Deberías haber seguido en el tren en el que viajabas", agregó.

Zalman miró su reloj desesperado. Eran las tres y cuarto de la mañana.

"Hay un atajo, si estás interesado", dijo el funcionario.

Dibujó una especie de mapa en una hoja: "Dirígete hacia esta salida. Gira a la derecha. En la esquina del edificio encontrarás una valla con un agujero. Atraviesa el agujero y camina por las vías del tren. Al final de esta área encontrarás un pequeño puente viejo, que pasa sobre las vías del tren. Atraviesa el puente. Del otro lado del puente hay escaleras que conducen a un callejón. Gira a la derecha hacia el callejón y camina cinco o seis cuadras. A tu derecha encontrarás la plataforma con una línea adecuada."

Zalman salió de la estación, encontró una cerca oxidada, se arrastró a través de un agujero en la cerca y cruzó un área que estaba en muy mal estado. Llegó al puente y lo cruzó con cuidado. Debajo de él vio residencias quemadas, pilas de basura y garabatos en las paredes. Se dio cuenta de que estaba en una zona nada agradable.

Cuando entró en el callejón oscuro, se escuchó un grito: "¡Vacía tus bolsillos!"

La silueta de un joven sale de la oscuridad. El hombre apuntando una pistola. "¡Vacía todos tus bolsillos!" exclamando nuevamente.

Zalman miró directamente a los ojos que brillaban en la oscuridad. "Quiero decirte algo", trató de ocultar su pánico. "Di-s ha ordenado siete mandamientos para toda persona en el mundo, y uno de ellos es la prohibición de robar. Si robas, perderás tu mundo".

El atacante guardó silencio por un momento y luego soltó: "¡Odio a los judíos!"

Otro hombre salió de la oscuridad, sosteniendo un palo. "¿Por qué tardas tanto?", se quejó.

"Este judío me está volviendo loco", respondió el primero con frustración.

"Dispárale", le ordenó el otro.

Zalman intervino: "Le dije que si robaba, perdería la vida eterna".

El hombre que sostenía el palo le dijo con impaciencia. "¿Tu Di-s es blanco?", Preguntó. "Yo no quiero a un Di-s blanco."

"Mi Dios es invisible", continuó Zalman la extraña conversación, "pero creó todos los colores".

Los dos guardaron silencio por un momento, pero inmediatamente el segundo hombre exclamó: "¡Vaciaré de una vez los bolsillos del judío!"

Metió la mano en el bolsillo de Zalman y comenzó a sacarle las cosas. Al sacar su mano sus dedos se enredaron en los flecos que colgaban de sus pantalones. El hombre se asustó. Estrechó la mano con frenes y logró aflojar los flecos.

"¡Este judío tiene algo ahí, una defensa en sus bolsillos!", Gritó de miedo.

Zalman les explicó acerca del mandamiento de Tzitzit: "Aquí hay cinco nudos y ocho hilos: trece, y con el valor numérico de la palabra hebrea 'Tzitzit' llegamos a 613, que es el número de los mandamientos de Di-s".

Los dos se miraron incrédulos. "¡Quiero ver a tu Dios!", Dijo el hombre del palo, "¿cómo puedo verlo?"

Zalman respondió: "Di-s llena y ocupa toda la existencia, inlcuyéndolos a ustedes, pero si eliges hacer el mal en sus ojos, pasan a ser como un palo en Su mano".

El del palo se fue del lugar. El otro se acercó a Zalman. "¿A dónde necesitas llegar?", le preguntó ahora en un tono amistoso.

"Al tren n° 2", respondió Zalman.

"Puede que mueras seis veces antes de llegar a tu destino... pero no te preocupes, te protegeré". Sosteniendo el arma en una mano y su otra mano envuelta alrededor del hombro de Zalman, los dos caminaron hacia la plataforma de la estación.

Por la mañana, Zalman le contó al rabino Jacobson las experiencias de aquella noche. "Creo haber entendido ya lo que Di-s quería insinuarme", dijo con una sonrisa. Durante los siguientes cuatro años, se dedicó por completo a los estudios, y el rabino se ocupó de todas sus necesidades.


Fuente: "Sijat Hashabua" Shlaj 5780