jueves, 6 de septiembre de 2018

miércoles, 5 de septiembre de 2018

Shiur Igueret Hateshuvá Rab Osher Farkash Elul 5778 - 2da Parte

25 de Elul - R' Mij'l Mizlochov - Nigun

R' Mijel MiZlotchov (Yortzait 25 de Elul, זי"ע) fue de los alumnos mas grandes del Baal Shem Tob y del Maguid.
El Baal Shem Tob antes de su Histalkus pidió que canten el Nigun de R' Mijel MiZlotchov, también llamado (por el BSH"T) el Nigun Hisoirerus Rajamim Rabim.
Luego de que lo cantaron dijo: "Les prometo, para todas las generaciones, que cuando canten este Nigun, donde sea y quién sea,  en el Heijal que yo esté lo escucharé; hay Malajim que anuncian y transmiten noticias a las Neshamot, y me sumaré al Nigun, y en ese momento voy a despertar Rajamim Rabim por los Baalei Teshuva que lo canten."

Esas, textuales, fueron las palabras que dijo el Rebe Rashab que recibió del Rebe Maharash, que recibió del Tzemaj Tzedek, que recibió del Alter Rebe que escuchó del Maguid que estuvo presente en aquel momento. (Farbrenguen Jai Elul 5657)

Cabe destacar también que el primer Farbrenguen que hizo el Rebe luego de haber llegado a salvo a América el 28 de Sivan de 5701 (1941), tuvo lugar en 770 el 2 de Tamuz de ese año. Durante el Farbrenguen el Rebe pidió de los Jsidim que canten el Nigun de R' Mijel MiZlotchov. El público no conocía el Nigun y se quedaron en silencio, entonces el Rebe procedió a cantarlo y de esa manera se lo enseñó a todos los Jsidim!

¡Lejaim Velibroje! Que este Nigun nos despierte un Hisoirerus de Tshube!

martes, 4 de septiembre de 2018

3 historias: el Rebe salvando Neshamot

El rabino de Melbourne, R' Mordejai Gutnick, relata 3 conmovedoras historias sobre un sobreviviente del Holocausto, una joven muchacha y una pareja confundida.

Soy el hijo del rabino Jaim Gutnick, que huyó de Europa durante la Segunda Guerra Mundial y se estableció en Australia, donde nací. En su trabajo como rabino comunitario, mi padre fue muy guiado por el Rebe, y me gustaría relatar aquí algunas anécdotas que mi padre me compartió.


En 1965, mi padre vino a visitar al Rebe y se quejó de que, aunque era conocido como un gran orador que podía hacer reír y llorar a la gente al mismo tiempo, y que era invitado a hablar en diversos lugares, sentía que no estaba haciendo una verdadera diferencia.

"Debo haber dado miles de discursos en mi carrera", le dijo mi padre al Rebe, "pero ¿cuántos de ellos realmente han llegado a la casa? ¿Cuántas personas han sido conmovidas por mis discursos para realmente cambiar sus vidas?"

El Rebe respondió: "Si hablas con sinceridad y hablas con pasión, tu mensaje entrará en los corazones de los demás, lo sepas o no. Pero si realmente quieres ver el efecto de tus palabras, entonces debes hablar sobre cosas prácticas, no sólo conceptos. En lugar de simplemente hablar sobre Shabat o kashrut en términos generales, debes instar a la audiencia a tratar de cumplir con estas mitzvot tanto como puedan. Dales algo práctico para hacer, incluso si sea sólo una pequeña cosa. Y luego verás los resultados".

Mi padre quedó impresionado por el consejo del Rebe y lo puso en práctica de inmediato. Cuando habló sobre Shabat ahora, pidió (a los no observantes en su audiencia) que comenzaran por no encender un fuego en Shabat, renunciando a una pequeña cosa: fumar. Él dijo: "Quiero que me hagas este favor personal. Tus médicos dirán que eso te hace bien, y como tu rabino, también diré te hará bien".

No mucho después de pronunciar este discurso, mi padre vio en la sinagoga a un hombre que conocía, un sobreviviente del Holocausto, que no era observante de la Torá. Después de que el hombre apareció por tercer Shabat consecutivo, mi padre se le acercó y le preguntó qué lo traía allí.

El hombre respondió: "Te oí hablar sobre no fumar en Shabat, y cuando fui a trabajar el sábado siguiente, decidí hacerte ese favor personal y no fumar en Shabat. Pero entonces pensé para mí mismo, si estoy Ya estoy renunciando a los cigarrillos porque es Shabat, ¿qué hago aquí sentado en mi oficina? Así que me levanté y vine aquí. Y ahora pienso que seguiré asistiendo a la sinagoga y tal vez incluso haga el Kidush".

Esa fue la maravilla del consejo del Rebe: un pequeño punto, un pequeño pedido puede abrir mundos. Y, después de que mi padre compartió este consejo conmigo, también lo he seguido. No hay discurso en el que no le dé al público al final algo práctico y pequeño para que se lleven con ellos.



NO PUEDE CONVERTIRSE?

Otra historia notable se trata acerca de una joven de 17 años de Ballarat que quería convertirse al judaísmo. Después de que mi padre vio lo sincera que era, la llevó ante la corte rabínica local, pero los jueces la rechazaron; razonaron que ella era demasiado joven para tomar una decisión tan trascendental, aunque la invitaron a regresar cuando sea mayor de edad.

Pero la niña se angustió tanto el no poder hacerse judía que cayó enferma. Ella no comía, no dormía, y sus padres estaban muy preocupados por ella. En ese momento, mi padre le sugirió que le escribiera al Rebe para pedirle consejo. Ella hizo esto: escribió una larga carta explicando por qué sentía que tenía que ser judía y defendía su caso de conversión. Pero ella no recibió respuesta.

En cambio, el Rebe escribió como posdata en una carta (no relacionada) a mi padre, preguntando: "¿Qué está pasando con la joven judía de Ballarat que me escribió aquella larga carta?"

Mi padre estaba perplejo: ¿por qué el Rebe se refería a ella como "la joven judía" cuando era una futura conversa? Entendiendo este como un mensaje, mi padre, junto con otro rabino, inmediatamente se dispusieron a ver a sus padres. Después de mucha discusión, la madre finalmente admitió que ella misma había nacido judía pero había decidido negar su identidad a causa del Holocausto.

Entonces, teniendo madre judía, la niña era de hecho judía y no necesitaba convertirse. Ella terminó convirtiéndose en parte de la comunidad, casándose y criando una familia excelente.

Esta historia se hizo famosa, pero hay un agregado que pocos conocen.

Algún tiempo después de estos eventos, mi padre tuvo una audiencia con el Rebe y se sintió obligado a preguntarle cómo sabía el Rebe que esta niña era judía. "Entre jasidim es aceptado que el Rebe conoce estas cosas", dijo, "y no quiero ser jutzpadik, pero me gustaría pedir una explicación racional y mundana".

El Rebe sonrió y dijo: "Solo una joven judía pudo haber escrito semejante carta".

Después, mi padre me dejó esta impresión bien marcada, a mí y al resto de sus hijos, que el Rebe nos estaba cuidando a todos, no solo de una manera diferente (sobrenatural), "desde arriba", por así decirlo, sino de una manera muy racional.

Podemos estar seguros de esto, dijo mi padre, del ejemplo de la preocupación del Rebe por esta joven de Ballarat que había perdido su conexión con el pueblo judío. El Rebe la trajo de nuevo al redil porque el Rebe se ocupa de cada alma judía. Y es por eso que debemos hacer el trabajo del Rebe.


UNA RAREZA EN TASMANIA

Mi padre estaba muy dedicado a la labor del Rebe. En una ocasión, el Rebe lo instruyó a ir a Tasmania, una isla remota a 150 millas al sur de la parte continental de Australia, y ver allí a la comunidad judía en Hobart. Por supuesto, mi padre fue.

En aquel tiempo, la ciudad tenía una única sinagoga difunta y, mientras vagaba por las calles, mi padre estaba muy desconcertado por la directiva del Rebe, sin estar seguro de lo que estaba haciendo allí.

Como era su costumbre, mi padre llevaba su atuendo rabínico, un traje negro, un sombrero de Homburg, así que estaba parado allí, y una mujer se le acerca y le pregunta: "¿Eres un rabino?"

Cuando él dijo que sí, ella comenzó a llorar, y su historia salió a la luz. Ella dijo que tanto ella como su esposo eran judíos, pero que no conocían el judaísmo ni eran observantes. Recientemente, un grupo misionero cristiano se les acercó y les causó una fuerte impresión. La pareja quedó muy confundida. En medio de esto, la mujer oró a Di-s por claridad y pidió algún tipo de señal.

Ella había pedido esto a Di-s el día anterior, y ahora, de repente, ¡ve a un rabino caminando por aquí en Tasmania! Esto indudablemente era una señal si alguna vez tendría lugar una.

Mi padre terminó hablando con ella y con su esposo durante mucho tiempo y logró convencerlos de que acepten sus raíces judías. Después de que lo hicieron, durante un tiempo les enviaba carne kosher y otros alimentos kosher hasta que se mudaron a Melbourne, donde se volvieron completamente observantes de la Torá: ellos, sus hijos y sus nietos.

En lo que respecta a mi padre, esta fue la única razón por la que el Rebe lo envió de repente a Tasmania para salvar a estas almas judías perdidas.


El Rabino Gutnick fue entrevistado por JEM para My Story. Para ver la edición original impresa: en PDF 

lunes, 3 de septiembre de 2018

Shiur Igueret Hateshuvá Rab Osher Farkash Elul 5778

Zog A Nigun: Nigun de R' Hilel Paritcher

Sacando a la luz su belleza


Por Rab Sholom Dobver Avtzon

En continuación con la celebración de Jai Elul, día del nacimiento del Baal Shem Tob y del Alter Rebe, una anécdota relatada y desarrollada recientemente en un Fabrenguen.

Muy a menudo se formula la pregunta: "¿Qué logró Jasidut?" O, a veces, se expresa en palabras más fuertes: "En las generaciones anteriores al Baal Shem Tov, vemos que hubieron grandes tzadikim y erlije idn (justos) que no necesitaron la "luz" de Jasidut para alcanzar su nivel. Entonces, ¿por qué ahora sí es necesario?

Permítanme presentarles un mashal (parábola) basado en las palabras del Frierdiker Rebe que aborda esta cuestión.

Había una vez un rey que decidió construir un museo. Obviamente, el deseo de construirlo era de mostrar su nivel y poderío, y pensó que para lograr esto lo construiría junto a su palacio. Allí pondrá en exhibición pinturas únicas, esculturas y artefactos de los más grandes artesanos y artistas de las generaciones anteriores. Sería la envidia de toda la nobleza.

Contrató los mejores arquitectos y diseñadores de interiores para diseñar y construir este magnífico edificio. Tenía que ser excepcional y magnífico. Entendiendo la petición del rey, le informaron que estaban listos para emprender la tarea y confiaban en que su majestad quedará extremadamente satisfecho con el resultado.

Sin embargo, para hacerlo tienen una solicitud; tienen que ver todas las pinturas, esculturas y artefactos que estarán incluidos en las exposiciones. Además, ellos son quienes decidirán cada aspecto del museo. Usando un retrato como ejemplo, demostraron que dependiendo de cuánta luz haya y del fondo de la pared sobre la cual se coloca cambiará la manera en que una persona lo visualiza.

El rey se dio cuenta de que efectivamente había contratado a las personas más calificadas, personas que comprenden lo que él está tratando de lograr y aceptó su solicitud. Pueden ver todos sus tesoros y elegirán qué y dónde se exhibirá.

Pasaron unos años y finalmente estaba listo. El rey entró y quedó impresionado por la belleza y la creatividad del diseño. De hecho, era una obra maestra, superando su expectativa. Los recompensó generosamente por su dedicación y decidió invitar a unas cientos de personas a la gran ceremonia de inauguración.

Las personas que recibieron la invitación eran honradas y comenzaron a llegar al museo con días de anticipación. Según la que se decía por la calle, no hay nada que se lo compare, su belleza y diseño. Mirándolo desde lejos, uno era captado por la grandeza del edificio en sí, y simplemente imaginaban lo espectacular que sería por dentro.

Sonó una trompeta y un sirviente se puso de pie para hablar. El anunció; "En sus invitaciones hay un número. El número es tu identificación de grupo. Cada veinte minutos otro grupo de quince invitados comenzará el tour. El tour completo que se muestra hoy tomará tres horas. Mientras esperan, pueden tomar parte en la deliciosa comida que se encuentra junto al jardín real, como así también disfrutar de los diversos conciertos y espectáculos que se llevan a cabo.

La nobleza fueron los primeros grupos en entrar y durante todo el día se hicieron anuncios informando a los invitados cuando comenzaría su turno / recorrido.

Cuando el primer grupo salió después de su gira de tres horas, era notable que estaban realmente sorprendidos. Comenzaron a describir la belleza usando cada palabra imaginable. Es increíble, sensacional, impresionante, espléndido, fuera de este mundo, etc. No hay otro museo que lo compare o incluso se acerque a esto. De hecho, es un reflejo de la grandeza de nuestro monarca.

Las personas cuyo turno estaba por comenzar, comenzaban a imaginar lo que verían y cada quince minutos cuando aparecía otro grupo y describían su disfrute y asombro ante esta obra maestra, así también crecía la expectativa del grupo entrante.

Cuando uno de los grupos finales comenzó su recorrido y entró en una de las salas de exhibición, el guía esperaba escuchar una vez más exclamaciones de asombro y admiración. Pero esta vez hubo silencio y luego algunos comentarios cínicos. "¿Son estas las pinturas de las que todo el mundo estaba tan entusiasmado?"

Por un momento pensó que estas personas debían ser incultas. Pero luego pensó para sí que su majestad el rey nunca invitaría a personas incultas; algo debe haber sucedido. Mirando hacia la ventana, notó que la luz del sol ya no brillaba; se había nublado todo el cielo.

Ahí se le aclaró todo. Los arquitectos utilizaron la luz del sol para resaltar la belleza de la imagen, y eso es lo que evocaba la alabanza de todos los que la miraran. Sin embargo, ahora que está nublado, la luz del sol no está llegando como antes y, por lo tanto, la imagen pierde su belleza y mensaje.

Entonces se dirigió a la pared y accionó un interruptor que encendió los focos. En ese momento se escuchó un exclamación colectiva de ¡wow!, la gente quedó estupefacta. Vieron la brillantez de los colores y las pinturas cobraron vida. Era como si hubieran sido  transportados a la acción de la escena representada. Nunca antes habían experimentado ese sentimiento. ¡Esto era más de lo que esperaban! De hecho, esta fue una experiencia única en la vida.

La imagen no cambió. Solo que ahora pudieron visualizar la belleza de sus colores y la habilidad de los artistas para darle vida a esa visión.

Lo mismo pasa aquí. Cuando Hashem nos dio la Torá, las generaciones anteriores apreciaron su grandeza y belleza. Reconocieron sus cualidades y eran elevados e inspirados. De hecho, fueron tremendos tzadikim y personas piadosas. Hablaron apasionadamente al respecto con sus hijos y la próxima generación. Sin embargo, a medida que pasaron las generaciones y la oscuridad del Galut comenzó a cubrir el mundo, la belleza no se notaba tanto, y la inspiración comenzó a menguar.

Hasta que llegó un punto en el que muchas personas quedaron completamente separadas de él. No veían su relevancia y belleza.

Entonces, ¿qué hizo Jasidut? es como el foco (reflector) que supera (y se sobrepone a) la oscuridad de las nubes y nos permitió contemplar la Torá en su belleza y pureza. Es por eso que Baal Shem Tov y Alter Rebe se llaman shnei meorot hagdolim, las dos grandes luminarias. Iluminaron el mundo, se puede ver la Divinidad.

Esta es una respuesta, incluso si acepto la premisa de la pregunta como una realidad. Sin embargo, la verdad es que Jasidut es mucho más que solo un foco de atención. Como el Pasuk dice Ta'amu u're'u ki tov Havaye - Pruébalo y verás que la Divinidad es buena. Estudia un poco de Jasidus y te iluminará la vida.

Ktiva Vajatima Tobá, LeShaná Tobá Umetuka

viernes, 31 de agosto de 2018

Estudiar Rambam es bueno para la salud!

En honor a la conclusión del Rambam y especialmente en honor al comienzo del nuevo ciclo




Rab Shmuel Dovid Raitchik A"H, el Sheliaj principal a Los Ángeles, era considerado por muchos en su ciudad, especialmente a los ojos de sus Mekuravim y demás, como cierto 'hacedor de milagros' y le pedían sus brajot. - desde su punto de vista, él aprovechaba esto para hacer que la gente tome buenas decisiones con respecto a todo lo que sea Mitvtzoim y campañas del Rebe, el Nasi Hador.

Un día, se le acercó un muchacho y le pidió una bendición para un Shiduj, ya que se estaba poniendo grande y las cosas no se daban...

El Rabino Raitchik le preguntó: "¿Rambam, estudias?" El joven le responde que no, a lo que Rab Raitchik le dice: "Recibí sobre ti la resolución de estudiar Rambam, y todo se moverá..." Y así fue, el joven comenzó a estudiar el Rambam y luego de unas pocas semanas se puso de novio. La historia luego se divulgó.

Le preguntaron (sus colegas y conocidos) al Rab Raitchik, "¿qué es esto? ¿Te has convertido en un Rebe? Haces moifsim (milagros y maravillas)?!?"

El Rabino Raitchik respondió: "Una mujer se me acercó después de muchos años de matrimonio sin aún tener hijos y me preguntó qué debía hacer. Le dije que lo mejor para ella era ir al Rebe y pedirle su bendición."

Efectivamente luego de un corto tiempo, la mujer viajó al Rebe junto con el Rabino Raitchik, y cuando pasó por dólares le pidió la bendición al Rebe. El Rebe le preguntó: "¿Estudias Rambam?" Cuando la mujer respondió que no estudiaba, el Rebe le dijo que comenzara a estudiar y Beezrat Hashem tendría un hijo. (Que por supuesto, así fue ...)

Cuando el Rabino Raitchik vio esto, le preguntó al Rebe si podía publicarlo. El Rebe respondió: "Sí, de hecho, Rambam fue el médico de todo Am Israel".

Mamtak leShabat Ki Tabó 5778


Se cuenta acerca del RabYosef Karo, el 'Bet Yosef', quien al escribir su libro cierta vez se encontró asimismo trabado en cierta Suguiá (tema) que le era particularmente difícil y no lograba llegar a una solución y aclaración. Estudió y profundizó por un largo tiempo más luego de no lograr comprender el asunto, volcó su corazón en Tefilá desde lo profundo de su corazón para que se le abrieran los manantiales de la sabiduría. Efectivamente, a la mañana siguiente al levantarse y abrir el libro todo se le había esclarecido! Estaba sumamente agradecido y contento.
Unos días más tarde, Rab Yosef ingresó al Beit Midrash y vio a dos jóvenes estudiando exactamente aquella Suguiá (segmento en cuestión) que le había resultado tan difícil. Para su sorpresa, uno se la está explicando al otro de la manera más simple, exactamente tal como el Beit Yosef logró sacarla luego de tanto esfuerzo, tiempo y Tefilá! Esto lo desanimó y salió así abatido del Beit Midrash. Al salir, se encontró con el Arizal que enseguida le dijo que no se ponga mal: Esta Suguiá era realmente muy difícil, pero una vez que 'abriste' el entendimiento en este tema, gracias a tu esfuerzo y Tefilá, ahora todos los que la estudien la entenderán de inmediato y todo gracias a ti.

***

En la Parashá de esta semana, Moshé Rabeinu le dice a Am Israel: "Y no les dio Hashem a ustedes un corazón para discernir, ojos para ver y oídos para escuchar hasta este día". Rashi dice que sólo después de cuarenta años el alumno entiende las palabras de su maestro y logra comprender su criterio. Surge la pregunta: la Torá no fue entregada inmediatamente al comienzo de los cuarenta años; siendo así, hay muchas cosas que aún no habían pasado cuarenta años desde que fueron dichas, y ¿cómo Moshé les dice: "Para  que comprendan todo lo que hagan"?

Está explicado en Jasidut que los cuarenta años que son necesarios para comprender el criterio de su maestro no se refiere a cada idea y concepto en particular que oyó de su maestro, eso más bien depende de la capacidad y aptitud de cada uno. Los cuarenta años son necesarios para entender el modo de pensamiento de su Rab, de forma tal que pueda a partir de ahora desarrollar cada concepto acorde al criterio y perspectiva de su maestro, a esto se refería Moshé cuando le dice a Am Israel "hasta este día", en este día habían pasado cuarenta años desde la entrega de la Torá, desde que fueron expuestos a Hashem y su Torá, es hora de que entiendan el significado de la Torá de Hakadosh Baruj Hu y el significado de los milagros que han tenido el mérito de experimentar y a partir de ahora los entenderán más plenamente.


Yehi Ratzón, que tengamos el mérito de que nos sean abiertos los portones de la sabiduría y ser lo suficientemente sabios como para comprender y discernir el rol que nos incumbe aquí en el mundo, de preparar al mundo para la Geulá verdadera y completa que llegará muy pronto.

Shabat Shalom!
Rab Nejemia Vilhelm
Beit Jabad Bangkok, Tailandia
Traducido por Jasidishe News

jueves, 30 de agosto de 2018

Sium Harambam 5778! Cada persona debe asistir al Sium!

Mañana, cientos de miles de Yehudim de todo el mundo completarán el 37° ciclo del Rambam -3 Perakim por día y Sefer Hamitzvot. El Rebe puso gran énfasis en la importancia de los Siumim en el Rambam, pidiéndoles a todos que se involucren (sea en la organización o) asistiendo a ellos:

"No pienses que solo porque habrá muchas otras personas allí, tú mismo no tienes que asistir también", dijo el Rebe. "Crees que es una pérdida de tiempo y energía; no podrás (aprovechar ese tiempo para) contemplar tus estudios correctamente, etcétera. Además, tendrás que saludar a otras personas y responder a sus 'shalom aleijem' con un 'aleijem shalom' (para no ser considerado un ladrón, como lo afirma la Guemará). "Mejor, me quedo en casa", dices.

"Sin embargo, es importante que todos y cada uno asistan, como dice el Pasuk: ברב עם הדרת מלך
La gloria del rey está en una multitud de personas... "


[Shabat Vaerá 5748; Torat Menajem Hitvaaduyot 5748, pág. 252]

miércoles, 29 de agosto de 2018

Sobre el decir Tehilim en los días de Elul

En las cartas impresas como apéndice al Sefer Tehilim (Kehot) aparece allí una interesante descripción del Rebe Rayatz, cuando su padre el Rebe Rashab le transmitió la tradición que recibió el Alter Rebe del Maguid, que recibió a su vez del Baal Shem Tob, que él la recibió directamente de Ajiá Hashiloni: que a partir del primer día de Elul hasta Yom Kipur cada día se reciten 3 capítulos de Tehilim, y en Yom Kipur mismo, 36 capítulos.

"Ahora", me dijo mi padre , "toma un Tehilim y dí los primeros tres capítulos. Sé cuidadoso en hacerlo cada día tal como te lo expliqué, y cuando seas mayor te revelaré, si Di-s quiere, todo lo que se me informó al respecto". [Esto se lo dijo el 1ero de Elul del año 5649 (1889), tenía entonces 9 años.]

Recién en Jai Elul del año 5659 (1899) le reveló el poderosísimo mensaje del recitado de los Tehilim:











martes, 28 de agosto de 2018

Elul - ¿un tiempo para estar serio?

Durante el farbrengen de Jai Elul 5711, el Rebe dijo:

"Ahora es Jai Elul, cuando comenzamos los doce días de reflexión sobre el año pasado y la preparación para el próximo año. Hay dos maneras que podemos hacer esto: con temor y amargura, o con amor y alegría. Uno debe saber que a pesar de que el enfoque con temor y amargura es más fácil, es mejor y más gueshmak'er comenzar con amor y alegría."

"Por lo tanto, ahora cantaremos un nigun alegre, para que entremos al nuevo año con alegría y baile."

"Se cuenta que los jasidim hacían farbrenguen en Motzei Shabat Nitzavim, que era Erev Rosh Hashaná (Rosh Hashaná era un lunes, como este año), y llegaban a [Slijot y] la recitación de Z'jor Bris shokuldikerheit... (tambaleando) -

"Ahora, cuando aún quedan unos días hasta Rosh Hashaná, ciertamente podemos cantar un nigun alegre e ingresar al nuevo año con alegría y bailes".

El Rebe comenzó a cantar Nie Zuritzi Jloptzi y se puso de pie para bailar enérgicamente.

lunes, 27 de agosto de 2018

¿De quién es el logro?

Por R. Sholom D. Avtzon


En el comienzo de la Parashá de la última semana, la Torá nos instruye que el hijo primogénito debe recibir una porción doble. Luego el Pasuk afirma que esto se aplica incluso si el hombre tuvo dos esposas y ambas tuvieron su primer hijo varón. Sin embargo, el hombre ama a la segunda esposa más que a la primera y desea legar la doble porción al hijo de la esposa que ama en lugar del primogénito de su primera esposa.

La Torá que nos informa que la ley es; "¡No se te permite hacer esto! Sino más bien, el hijo de la esposa "odiada" debe ser reconocido ya que es el primogénito".

En el Torat Jaim (del Miteler Rebe) sobre Parshat Toldos y en el Or Hatorá (del Rebe Tzemaj Tzedek) de esta semana, se formula la pregunta: sabemos que la Torá usa la metáfora de esposo y esposa para describir la relación entre Hashem y Bnei Israel. ¡Hashem tiene solo una "esposa" y somos nosotros! Entonces, ¿cómo puede describir la Torá que hay "dos esposas"? ¡Él ha jurado que no seríamos reemplazados!

Responden ellos allí, que efectivamente hay sólo una "esposa". Sin embargo, puede haber dos diferentes sentimientos hacia "ella". Uno es un sentimiento de amor, que se refiere a los "buenos tiempos", [como Matan Torá, la época de los profetas y del Beit Hamikdash, etc.]. En esos momentos, el mundo podía ver la hermosa conexión que Bnei Istael disfrutaba con Hashem. Luego está el tiempo de exilio, donde no siempre sentimos el amor que Hashem tiene por nosotros. De hecho, para muchos parece lo contrario, y a eso es lo que la Torá se refiere con el hijo de la esposa "odiada". Hace referencia a los que nacimos y crecimos en estos "días oscuros" del exilio.

La Torá continúa, "Y será cuando quiera legar a sus hijos, no puede pasar por alto al hijo de la "odiada" y favorecer al hijo de la "amada", sino que el hijo de la "odiada" deberá ser reconocido".

Entonces el Miteler Rebe y el Rebe Tzemaj Tzedek explican que esto quiere decir: Y será cuando venga Moshiaj, que sea rápido en nuestros días, la pregunta será ¿quién merece el mérito/crédito de haber logrado esta tremenda hazaña de finalmente revelar la gloria y la esencia de Hashem en este mundo? ¿Cuáles acciones realmente lo causaron?

Algunos puedan querer ver las grandes personalidades de las previas generaciones, aquellos que lograron cosas tremendas en las "buenas épocas". Los grandes Tanaim o Amoraim, o los principales Tzadikim de las generaciones posteriores, los Gueonim y los Rishonim, como el Rambam, Rashi, el Arizal o el Baal Shem Tov y el Maguid de Mezritch y sus discípulos los Rebeim etc., así como sus principales jasidim, Reb Hilel Paritcher, Reb Aizik Homiler, o quizás incluso los grandes jasidim de la generación anterior, Reb Yona Poltava, Reb Yaakov Muskalnik, Reb Peretz Motchkin, etc. etc. etc. Ellos y sus contemporáneos son responsables de este logro.

¡Entonces la Torá responde con un enfático NO!

Se debe a los niños que crecieron en tiempos de oscuridad. Los jóvenes que no experimentaron la maravillosa calidez y cuidado, disfrutando de la presencia de Shejina y Tzadikim; y, sin embargo, se mantuvieron firmes, estables y resueltos en su convicción de no dejarse influir por el maremoto de los tiempos. Son ellos los que deben ser reconocidos. Su logro se considera aún mayor que los individuos sobresalientes de las generaciones anteriores.

Entonces, para todos los Talmidim de la Yeshive Tomjei Tmimim 5778, y todos aquellos que no fueron zoije de estar presentes en un farbrenguen, etc.: no se sientan abatidos.

El Miteler Rebe y el Rebe Tzemaj Tzedek declararon que es precisamente su fuerte convicción y devoción lo que está provocando y trayendo la Gueulá hasheima con Moshiaj Tzidkeinu. Ven que hay un mundo ahí afuera, pero no están interesados en él. Su único interés es estudiar y aprender Torat Hashem y seguir las directivas de Avadav Hanevi'im (Sus siervos los profetas).

Estén fuertes y triunfen, y todos nos beneficiaremos de sus éxitos.

Una Ksivo Vajasimo Toibo!

Jai Elul 5778 - Video inédito del Rebe

sábado, 25 de agosto de 2018

15 de Elul - Yeshiva Tomjei Tmimim - Kol Hayotze Lemiljemet en español


15 de Elul 5778 - Este día marca el 121° aniversario de la fundación de la Yeshiva Tomjei Tmimim, la Yeshiva central de Lubavitch, en el año 5657 (1897). El estudio concreto de Nigle y Jasidut comenzó el 18 de Elul de aquel año.

En honor a la fecha, presentamos aquí la famosa Sijá del Rebe Rashab dirigida a los alumnos de Tomjei Tmimim, en la cena de Simjat Tora 5661 (1900), al cumplirse tres años de la fundación de la Yeshiva Tomjei Tmimim. Traducida al español (publicada en su momento en un Kovetz Haores de la Yeshiva de Bs As)


jueves, 23 de agosto de 2018

Mamtak LeShabat Ki Tetzé 5778



En una pequeña ciudad en Rusia había un Yehudi muy rico que era muy mezquino. Cualquiera que le pidiera caridad recibía una mísera moneda de cobre oxidada y todos le tiraban de regreso la moneda. Un día estaba por tener lugar el casamiento de un huérfano y una huérfana, pero en el mismo día de la boda llegó un policía con una orden del arresto del novio, para llevárselo al ejército. No ayudaron tdas las súplicas y se llevaron al muchacho.

Rab Shneor Zalman, el Baal HaTania, que estaba justo en la ciudad, fue inmediatamente a la casa del jefe de policía y le pidió que liberara al joven. El comandante le dijo que por mil rublos lo liberaría de inmediato. El Rebe le dijo: "Hoy mismo, hasta que se ponga el sol, te traeremos el dinero". Los dirigentes que acompañaban al Rebe no podían creer lo que oían y le preguntaron al Alter Rebe "¿De dónde conseguiremos semejante suma?!"

Pero el Rebe los calmó y les dijo: "Hakadosh Baruj Hu es el padre de los huérfanos y se asegurará de que tengamos el dinero".

El Rebe inmediatamente se reunió con el rabino local y juntos prepararon una lista de todos los miembros de la comunidad y cuánto darían. Cuando terminaron, Rab Shneor Zalman miró la lista y preguntó "¿Por qué no lo incluiste al hombre rico?" "¿Qué ayudará su moneda de cobre oxidado?" le respondió el rabino agriamente. "Aún así, debemos darle la oportunidad de tomar parte en la mitzvá de Pidion Shbuim (liberar a los cautivos)", respondió el rab Shneur Zalman. "Agregue su nombre en la parte superior de la lista y nos dirigiremos a él antes que todos".

Cuando el hombre rico abrió la puerta y vio al rab Shneur Zalman y al rabino local, los invitó a entrar a su casa, y el Rebe inmediatamente comenzó a contarle sobre el novio huérfano y el codicioso jefe de policía. "Tenemos que conseguir mil rublos hasta hoy por la tarde", le dijo.

El hombre rico escuchó, metió su mano en su bolsillo, sacó una moneda de cobre oxidada y se la dio al Rebe. El rabino de la ciudad abrió la boca como para decir algo, pero Rab Shneur Zalman se le adelantó: "Te agradezco mucho por tu contribución", le dijo mientras tomaba la moneda y se la llevaba.
"Un momento!", dijo el hombre rico. "Creo que mi contribución fue demasiado pequeña... Les daré un rublo completo". El Rab Shneor Zalman tomó la moneda, lo saludó cordialmente y comenzó a caminar hacia la puerta cuando el hombre rico lo llamó nuevamente: "Espere, espere... otra vez mi contribución fue demasiado pequeña" y sacó un billete de diez rublos de su bolsillo.
Esta escena se repitió por varias veces. El hombre rico sacaba una suma más grande de su bolsillo, y el Rebe lo saludaba y bendecía calurosamente y se dirigía a la puerta cuando el hombre rico lo volvía a llamar para aumentarle el monto de su contribución.

De repente, el rico estalló en llanto.

Y comenzó su relato: "Hace varios años le di a un mendigo una moneda de cobre y me la arrojó en la cara, me enfurecí y decidí que le daría esa moneda a cualquiera que me pidiera una donación. Sólo aquel que me la reciba de buena gana será acreedor de una buena y considerable donación.
"Así pasó mucho tiempo, pero la moneda se quedó conmigo, y todos me la tiraban en la cara con maldiciones e insultos, mi nombre ya quedó conocido en todo el alrededor como un completo mezquino, y la gente comenzó a distanciarse de mí con disgusto. Solo usted, Rebe, recibió la moneda e incluso me felicitó por mi contribución."
"Ahora", concluyó, "les daré todo el dinero que sea necesario para que podamos pasar de inmediato al jefe de la policía y liberar al pobre novio".

***

En la Parashá de esta semana, leemos acerca de la Mitzvá de Shijejá (lo olvidado en el campo), "Cuando recojas tu cosecha de grano y olvides una gavilla en el campo, no debes volver para levantarla. Debe dejarse para el forastero, el huérfano y la viuda, para que Hashem tu Di-s te bendiga en todo lo que hagas."
La pregunta es: ¿por qué una persona merece una bendición cuando ni tuvo la intención de hacer una mitzvá, simplemente olvidó su grano en el campo?

Esto se explica en las enseñanzas del Jasidut, que todo judío quiere en lo profundo de su alma cumplir la voluntad de Hashem y esto que a veces no actúa como se espera de acuerdo con la Torá, es contrario a la propia naturaleza de un judío.

Por lo tanto, incluso cuando un Yehudi realiza una mitzvá involuntariamente, la verdad es que la mitzvá es un producto de su voluntad interior, y solo que su voluntad ha afectado sobre sus acciones inconscientemente, por lo que merece la Brajá.

De manera similar en nuestro caso, cuando una persona pierde una moneda y el pobre la encuentra, cumple la mitzvá de Tzedaká, porque a fin de cuentas su deseo interno es cumplir la mitzvá.

Yehi Ratzón, que podamos cumplir Mitzvot y buenas obras con conciencia y alegría, y mereceremos la Gueulá completa muy pronto.

Shabat Shalom!
Rab Nejemia Vilhelm
Beit Jabad Bangkok, Tailandia
Traducido por jasidinews

miércoles, 22 de agosto de 2018

12 de Elul: R' Simja Bunim de Pshisja

Rab Simja Bunem de Pshisja (Yortzait 12 de Elul, 5587/1827) de los grandes Tzadikei Polin, discípulo y seguidor de la dinastía del Yehudi Hakadosh de Pshisja


Un Maise:

Preguntó una vez el Rebe Rab Bunim de Pshisja: ¿cómo es posible hoy en día el concepto de ofrecer un Korban (sacrificio) para Avodá Zará? (que la Torá tanto advierte, etc.)

Y enseguida respondió: "Cuando una persona se refrena de comer debido a su Kaas (enojo e ira), o si es una persona distinguida, y lo consideran un Talmid Jajam y un Tzadik, y al servirle la comida en realidad desea comer, y sin embargo al estar sentado entre grandes se refrena en ese momento de comer, para que lo consideren más Kadosh aún, esto es ofrecer un Korban (el sacrificio que hace de no comer la comida) para Avoda Zará!!"

***

Cierta vez vino un Yehudi a lo de Rab Bunim de Pshisja y le preguntó: "está escrito, que el que permanece en ayunas por tantos y tantos días tiene el mérito de recibir una revelación de Eliahu Hanabi, y aquí estoy, he ayunado tantos y tantos días y no vi nada!!

Le respondió el Tzadik: Te contaré una historia. El Baal Shem Tob tenía una vez que emprender un largo viaje. Es sabido, que el Baal Shem Tob viajaba de forma milagrosa y el camino se le acortaba, los caballos estaban meramente para aparentar una carreta común. Ahora, estos caballos en cada una de las paradas se les proveía alimento etc, pero ahora, cuando estaban en pleno viaje, y aparentaban volar de ciudad en ciudad comenzaron a pensar: 'tal vez ni somos caballos, quizás somos seres humanos! Luego de un rato, siguieron tomando conclusiones: 'tal vez ni somos personas, somos ángeles, que ni necesitan de comer! Más, cuando llegaron a destino, y llevaron a los caballos al establo, se arrojaron sobre la comida como verdaderos caballos...
Del mismo modo, culminó R' Bunim, aquel que se queda haciendo ayunos, y piensa que así ya logrará llegar a ser un Malaj, que tenga la revelación de Eliahu Hanabi... Y lo principal es al terminar su ayuno, cuando le sirven de comer, que no se arroje sobre la comida como un caballo, ya que, de ser así se demostrará que sigue siendo el mismo caballo de siempre...   


Fuente: Sipurei Jasidim, R' Zevin

lunes, 20 de agosto de 2018

10 de Elul: Rab Pinjas MiKoritz

Rab Pinjas Mikoritz (Yortzait 10 de Elul, 5551) de los discípulos más grandes del Baal Shem Tob.

Breve anécdota

A cierto grupo de Jsidim el Baal Shem Tob les dejó indicado, que luego de su Histalkut busquen de asignarse sobre sí a un Rebe, un Tzadik tal que cuando le pidan ustedes un consejo de cómo salvarse del orgullo (la Gaavá), este responda que no tiene tal remedio... Aquel que sí les dé un consejo o instrucción es señal que aún no llegó a compenetrarse y conocerse hasta la faceta de su corazón más intrínseca, no percibe allí chispas de orgullo. Y explicó: "Hashem Malaj Gueut Labesh" "Hashem ha reinado; Él se ha vestido con orgullo (fastuosidad)" Así como en Kedushá es Hashem, el Infinito, quien se viste con Gueut (es un orgullo infinito, al constituir la Vestimenta de Hashem), del mismo modo en el Leumat Zé, el orgullo no tiene límite.

Salieron entonces aquella multitud de Jsidim luego del fallecimiento de su Rebe, de Tzadik en Tzadik, preguntándoles un consejo para la Gaavá. Cada uno de los Tzadikim daba algún consejo o Tikun, y ellos llegaban a la conclusión que no es este nuestro Rebe.

Finalmente llegaron a lo de Rab Pinjas de Koritz y le formularon la pregunta. R´ Pinjas respondió: "!אף ההוא גברא בהאי פחדא יתיב, yo también le temo a eso, y yo mismo no tengo una respuesta ni solución para salvarse de la misma.
Enseguida lo recibieron como su nuevo Rebe.




domingo, 19 de agosto de 2018

9 de Elul: R' Tzadok HaKohen MiLublin

Rab Tzadok HaKohen MiLublin (Yortzait 9 Elul)fue un Tzadik autor de varias obras magistrales (como el Tzidkat Tzadik y el Pri Tzadik), seguidor de la dinastía jasídica de Isbitza Rodzin y de Lublin.

Solo para tener una idea de su grandiosidad en el estudio de Torá, se cuenta que no se sentaba a comer algo por la mañana hasta no haber terminado primero un Masejet (todos los días...)

Se caracterizó por su humildad, entre otras cualidades. Se cuidó mucho de nunca depender ni recibir beneficio de terceros; por ello no recibía 'pidionot' de sus Jasidim. De un sólo Pidión sí se daba el lujo de recibir, y con alegría: el Pidión Habén, solía decir entonces que este Pidión la Torá se lo otorgó con derecho (en derecho de Kohen). Con el dinero de los Pidión Haben se compraba libros, no utilizaba ese dinero para ningún otro fin. Para mantenerse tenía un negocio de ropa vieja que lo administraba su esposa. Cuando su esposa falleció los Jsidim quisieron ocuparse de su manutención, pero lo rechazó firmemente. Uno de sus Jsidim se ofreció continuar manejando el negocio en lugar de su difunta esposa, a lo que aceptó, con la condición que le dén de la ganancia sólo lo mínimo necesario para vivir. Su comida era mínima: una sola comida por la noche, que consistía de un te, un pan y algún cereal o guiso de granos.

Un josid quiso cierta vez obsequiarle una importante botella de aceite de oliva y una valiosa lata de pescado. Sabiendo que su Rebe no iba a querer aceptarlo, le dijo: "Estoy trayendo Bikurim! Dijeron los Jajamim: Todo el que trae un obsequio a un Talmid Jajam es como si hubiera traído Bikurim"Al mencionar tal afirmación de la Guemará el Tzadik recibió de inmediato el obsequio, ante el inmenso aprecio y reverencia a toda afirmación talmúdica.
Aquel Shabat, en el 'Tish' comenzó con las siguientes palabras: "Está escrito "Todo el que trae un obsequio a un Talmid Jajam es como si hubiera traído Bikurim" ¿Acaso soy considerado un Talmid Jajam? y continuó: decir que no estudié no puedo, de hecho estudié; pero ¿y qué si estudié? Dice el Pasuk (Mishlei 17:16)"¿Por qué hay un precio en la mano del tonto para comprar sabiduría, cuando el corazón no está aquí?" aludiendo a aquel que estudia Torá más no la cumple (Rashi allí)...
Luego de culminar el Tish se le acercaron algunos de sus Jsidim y le dijeron: Rebe, quedamos conmocionados al oír tales palabras!! A lo que el Tzadik les respondió: Y por eso voy a ser un mentiroso? Al recibir el obsequio, se dedujo que soy un Talmid Jajam, y yo no me considero tal, por ello no me quedó otra opción que decir la verdad, tal cual, ante todos!...

Fuente: Sipurei Jasidim, R' Zevin

***


Luego de ser nombrado Rab de Lublin, hizo grandes amistades con el 'Torat Jesed'. Se visitaban y se encontraban para entablar una interesante y profunda charla en Torá y Limud. Se cuenta que cierta vez lo invitó a su casa el 'Torat Jesed' en Erev Shabat luego del mediodía. Al llegar lo saludó, apoyando su mano sobre su hombro, y así se quedaron enfrascados en una profunda charla en los Razin Deoraita durante 4-5 horas seguidas!!

viernes, 17 de agosto de 2018

Zog a Nigun: Nigun de R' Aharon Strashele

jueves, 16 de agosto de 2018

Mamtak LeShabat Shoftim




En la época de Rabí Levi Itzjak de Berdichev había un Yehudi muy rico que también era conocido por ser muy tacaño y miserable, la gente no le tenían estima y lo despreciaban; luego de su fallecimiento todos pensaron que a duras penas conseguirían Minian para la Halevaye (funeral), pero de repente Rab Levi Itzjak anunció que iba a salir al funeral y ¿quién no iba a seguir al Rebe? Todos los miembros de la comunidad fueron a acompañar al rico en su último viaje, y todos trataron de averiguar qué vio el Rebe para darle al rico avaro semejante Kabod (respeto). Una vez finalizado el funeral se sentó el Rebe en el Beit Midrash y dijo: Sé que están todos sorprendidos por el honor que otorgué al fallecido, déjenme contarles: este Yehudi vino a mí tres veces a un Din Torá y en todas ellas ganó; así que le di el mayor honor.

El primer caso fue cuando este rico iba por la calle y vio a un Yehudi llorando que había perdido una gran cantidad de dinero. Se acercó a él este rico y le dijo "encontré el dinero!" y le entregó la suma completa. Luego de unas horas apareció en la casa del rico un Yehudi y le dijo: "yo soy el único que sabe que mentiste y en realidad no encontraste el dinero, porque yo fui el que lo encontré! Ahora déjame devolverle su dinero"; y el rico se negó rotundamente, "Cumplí una Mitzva y no renunciaré a ella!", vinieron a mí a un Din Torá y dictaminé a favor del rico.

El segundo incidente fue cuando un Yehudi de la ciudad quería viajar a buscar empleo en una ciudad lejana, pero su mujer no lo dejaba viajar hasta que primero no arregle una Parnasá (para ella y la familia) durante su ausencia. Un día el Yehudi llegó a su casa y le dijo a su esposa: conseguí un trabajo en el extranjero, bajo aquel rico y este dejó dicho que todos los jueves podrás acercarte a recibir el sueldo. La mujer se alegró mucho y le dió una Brajá de despedida a su marido. Ese jueves cuando llegó al administrador de cuentas este le dijo: "no sé de qué está hablando". Pero enseguida salió el rico y le dijo: "¡Oh si!, me olvidé de decirte que le des cada semana el monto que su marido le prometió." Así pasó un año y el marido que le fue muy bien en sus negocios volvió a casa y se disculpó con su esposa por haberle mentido. Para su sorpresa, la mujer le contó que cada semana ella recibió el dinero... El marido corrió a lo del rico, le agradeció mucho por su ayuda y quiso devolverle todo lo que le dio. El rico le dijo: no sé a qué te refieres, ayudé a una Yehudiá y no pienso vender ese mérito, vinieron entonces a un Din Torá y nuevamente dictaminé a favor del rico.

El tercer caso fue cuando un Yehudi llegó a la ciudad para pedirle al rico un préstamo; este le preguntó ¿quién servirá de garante? a lo que el Yehudi le respondió Hakadosh Baruj Hu... El rico aceptó, transcurrió un mes y el hombre todavía no había conseguido todo el dinero. Sólo con dos días de retraso fue rápidamente a lo del rico para pedirle disculpas por el retraso y pagarle toda la suma, pero el rico le dice: "Ya recibí todo el dinero del garante". Trató de convencerlo de que reciba el dinero, sin embargo, no desistía y se rehusaba a recibir de regreso ese dinero, por lo que vinieron a mí para el arbitraje y de nuevo decidí a favor del rico.

Estas tres historias expresan claramente qué tipo de persona era (en realidad) nuestro rico y ahora comprenderán por qué me molesté en acompañarlo en su último viaje...

*

Nuestra Parashá comienza con las palabras  "שופטים ושוטרים תתן לך בכל שעריך" "Jueces y policías deberás designar en todas tus ciudades". Está explicado en Jasidut que "Sheareja" (ciudades, lit. "portones") se refiere a todas las "puertas" de la persona que son los ojos oídos boca, etc. Estas puertas de la persona tienen un poder enorme, pero a veces la persona los usa de forma incorrecta, vemos cosas negativas (malas), escuchamos cosas que no debemos escuchar y hablamos una charla no apta. Es por esto que la Torá nos ordena poner jueces y policías, es decir, que nos frenemos y analicemos ante cualquier pensamiento, palabra y acción y no apresurarse a juzgar por las apariencias, sino según las verdaderas acciones que no siempre soy consciente de ellas, por lo que es mejor no juzgar ni culpar nunca, sino "juzga a cada persona favorablemente" (Abot, Perek 1,6).

En estos días entramos ya en el mes de Elul que nos preparan para los Yemei Hadin de Rosh Hashaná y Iom Kipur donde es juzgado el ser humano, y cuando la persona juzga a su compañero para bien provoca que también de arriba se lo juzgue a él para bien,

Yehi Ratzón, que del cielo nos decreten a todos nosotros para bien y tendremos el mérito junto con todo Am Israel de ser inscriptos y sellados para una año de Gueulá y de salvación y de la llegada del Mashiaj muy pronto.

Shabat Shalom!
R' Nejemia Vilhelm
Beit Jabad Bangkok Tailandia
Traducido por jasidinews

miércoles, 15 de agosto de 2018

5 de Elul - R' Shilem Kuratin

R Shilem fue de los más grandes Tmimim de Tomjei Tmimim, fue nombrado luego Mashpia de la Yeshive y fue de los principales Joizrim de los Maamorim del Rebe Rashab.
Se destacó por sobre todo por su personalidad de Pnimi y Kabolas Ol´nik en su máximo nivel.

2 breves anécdotas

R' Mendel Futerfas solía contar que los padres de R' Shilem eran personas muy sencillas, sin embargo tuvieron el mérito de tener semejantes hijos grandiosos gracias a la entrega y sacrificio que tuvieron ellos por la educación, el Jinuj de sus hijos (R' Shilem tuvo también un hermano que a pesar de no pertenecer a la línea de los Jasidim fue sin embargo un gran Talmid Jajam y sirvió como el Rab de su ciudad).
A pesar de vivir muy apretados económicamente, el padre contrató a un Melamed para sus hijos. Ocurrió cierta vez que no tenía cómo pagarle al Melamed por su trabajo. ¿Qué hizo? Tomó al animal que tenía en su patio, aquel animal consistía su fuente de sustento, y lo vendió, con el dinero recibido le pagó al Melamed...
Cuando la esposa se enteró, exclamó desesperada: "¿Y ahora? ¿De qué vamos a vivir?!"
El marido le respondió, y con total sinceridad: "¿Qué querías que haga? Avekshik'n dem Melamed?!..." (tener que echar al Melamed?!)
 [Fuente: "R' Mendel" pág. 317 ]

***

Ocurrió cierta noche de invierno del año 5668 (1908), en el Zal de la Yeshive Tomjei Tmimim estaba encendido el hogar que proveía de calor a la sala, cuando unos leños saltaron con sus brasas provocando en breves minutos un incendio que se iba expandiendo alcanzando las paredes de madera de las cuales se sostenía el edificio de la Yeshive.
Los Talmidim presos del pánico corrieron enseguida para aquí y allí trayendo baldes de agua para extinguir el incendio, que extraían en grandes barriles de dos pozos de agua que había en el patio.
El alboroto fue tal que llegó incluso a oídos de la casa del Rebe. El Rebe Rashab junto con su hijo (el Rayatz) se acercaron al Zal y contemplaban la escena de los Bojrim logrando dominar y apagar el incendio (tuvieron que romper una pared allí hasta poder apagarlo por completo).
Allí, divisó el Rebe a Shilem (un joven entonces) ensimismado por completo, sentado en una punta, estaba en la mitad del recitado del Shemá de Tefilat Arvit. Al parecer, Shilem comenzó con su 'Avoide' aún antes de que estalle todo el incendio, y con el transcurso de su Davenen y su concentración y profundización ni se percató ni percibió todo lo que estaba sucediendo a su alrededor.
Fue ahí que el Rebe Rashab le comentó a su hijo en el oído: "para [Tmimim] así fue la intención y finalidad de fundar Tomjei Tmimim!"
 [Fuente: Bitaón Jabad N° 27]



martes, 14 de agosto de 2018

¡Elul! - Videos alusivos del Rebe en español

El mes de Elul es un tiempo para arrepentimiento e introspección antes del comienzo del nuevo año. Al estilo del el Rab Levi Itzjak de Berditchev, el famoso "defensor del Pueblo Judío", el Rebe habla apasionadamente contra aquellos que usan el mes de misericordia (Elul) para castigar y reprender a sus hermanos judíos.




El tiempo más cercano, el lugar más querido

A pesar de los acontecimientos en el Oriente Medio, los días previos a Elul no deben ser vistos como el contrario "días difíciles." - En esta época del año, Di-s es aún más cerca de cada Judio, especialmente los de la Tierra Santa.




Elul con el Rebe - Collage

Un hermoso video que nos lleva a un viaje a través del mes de Elul con una colección de imágenes destacadas de algunos de los más memorables momentos con el Rebe durante estos días especiales.






lunes, 13 de agosto de 2018

Un 'Shul Challenge' para el mes de Elul - por iniciativa de empresarios



Akiva Gudman, un asesor financiero, y Dov Ber Gurewicz, propietario de los servicios de fotografía y video de Dovtographie, han notado recientemente una tendencia creciente en su ciudad de Chicago, Illinois, y en shuls alrededor del país.

"Ambos nos dimos cuenta de cómo los celulares se han convertido en semejante distracción para muchos de nosotros durante el Davenen (rezo)", dice Gudman.

"Ambos sentimos que teníamos que 'volver a la pista', creando un espacio en el que nos concentremos en el davenen sin WhatsApp, mensajes, redes sociales y todo lo demás que nos arrastra cada pocos segundos".

Los dos amigos decidieron comenzar con el compromiso de dejar de usar el teléfono durante la hora del Davenen durante el mes entrante de Elul, dejando sus teléfonos fuera del shul o guardados en modo avión.

Mientras compartían su emoción con algunos de sus colegas, demás mispalelim de la Comunidad Beis Menajem del lado norte de Chicago, el impulso continuó creciendo, y rápidamente se creó una iniciativa para que más y más personas pudieran comprometerse también con lo mismo.

"Imagina el efecto de miles de yehudim dejando sus notificaciones en espera para infundir significado en su Tefilá en Elul", dijeron.

Cerca de 100 personas ya firmaron el compromiso. "Bli Neder, mi teléfono quedará apagado durante todo el shajarit (no me lleva una hora)", escribió una persona. Otro dijo: "Me comprometo no solo al momento del davenen, sino a que 1 hora de mi día habitual no usar mi teléfono para actividades innecesarias."




Únase al compromiso de un Elul más significativo, 1 hora durante 30 días libre del celular, 

domingo, 12 de agosto de 2018

Ksav Yad: Soltero y deprimido: ¿es eso válido?

Una joven le escribió al Rebe acerca de sus dificultades en shidujim, y cómo esto le había afectado el espíritu (y estado de ánimo). El Rebe respondió:

-'במענה למכתבה הקודם - ע"ד מצבה ומצב רוחה וכו
בתמהון גדול קראתיו - כשתשים לב לפיה"מ [לפירוש המילות] בפשטות דח"י ברכות השחר, שמברכת את השם בכל יום בתחלתו
תראה שנתברכה, בלי עה"ר בכולן, ונוסף ע"ז [על זה] בבריאות כדבעי, הורים טובים, חנוך טוב, סביבה טובה, מקצוע טוב ופרנסה ועוד
!?'ועפ"ז היכן ההצדקה לההתלוננות וכו
הענין היחידי שדורש תיקון - שעדיין לא נישאת
שהסיבה האמיתית לזה - שכשמציעין שידוך מחפשת אמתלא להשתמט מזה
.וכשתשנה זה - ג"ז [גם זה] יבוא על תיקונו
אזכיר עה"צ

En respuesta a tu carta anterior -sobre tu situación y tu estado de ánimo- 
La leí con sumo asombro: si prestas atención al significado simple y literal de las dieciocho brajot matutinas, en las que bendices a Hashem al comienzo de cada día,
verás que bli ain hará has sido bendecida con todas ellas. Además, has sido bendecida con buena salud, buenos padres, una buena educación, una buena comunidad, una buena profesión y parnasá, y más.

Si es así, ¿cuál es la justificación a sus quejas y demás?
La única cosa que debe arreglarse es que todavía no estás casada.
Y la verdadera razón a eso es que cuando te ofrecen un shiduj buscas excusas para esquivarlo.

Cuando cambies eso [esa actitud], este asunto también llegará a su resolución.
Te mencionaré en el tzion.

jueves, 9 de agosto de 2018

Mamtak LeShabat Reé 5778



Se cuenta acerca de una Neshamá (alma) que llega al cielo luego de haber culminado su ciclo (luego de los 120 años) y tras un análisis resultó que su bien y su mal estaban exactamente mitad y mitad. Le dieron la libertad de elección si ir al Gan Eden o al Gueinom (infierno) y la Neshamá decidió ir a ver qué era el Guehinom (de que se trataba) y luego ir al Gan Eden.

Entra al Guehinom y ve mesas servidas con todo tipo de delicias, las comidas y platos de los mejores chefs en la mesa y esta alma trata de entender qué tienen que ver todos estos placeres con el Guehinom. Dada la señal, los Malajim (ángeles) pasan y le distribuyen a cada uno un tenedor largo y todos intentan comer pero el tenedor es demasiado largo y no pueden alcanzarlo a la boca, el alma se da cuenta entonces que este es un verdadero Guehinom, ver semejante comida sin la posibilidad de comerla ni probarla.

Pasa luego al Gan Eden y ve que el menú es el mismo menú, todo se ve exactamente igual y deduce que aquí probablemente les serán entregados tenedores normales y podrán disfrutar de la comida, pero para su sorpresa los ángeles vuelven a repartir tenedores largos, salvo que aquí cada uno toma el largo tenedor y le da de comer al otro. Sólo entonces la Neshamá se da cuenta de que el Gan Eden y el Guehinom dependen justamente de la bondad y generosidad de la misma persona...

***

En nuestra Parashá, Parashat Reé, Moshe continúa hablando a Bnei Israel antes de irse. Vemos cómo Moshé va construyendo un esquema para abolir el egoísmo tan arraigado en el corazón del hombre y  comienza gradualmente con las mitzvot relacionadas a ello.

Primero, Moshé le transmite al pueblo judío la mitzvá del Maaser Sheni (segundo diezmo), que se da habitualmente en el primer y el segundo año. Este diezmo es comido por el mismo propietario, y sólo tiene la obligación de ir a Yerushalaim y comerlo allí, lo que le hace sentir que el dinero por el cual trabajó y en el que invirtió no tiene él el dominio y autoridad del mismo. Luego, continúa la Torá con la Mitzvá de Maaser Aní en el tercer año, es obligatorio dar el diez por ciento de la cosecha a los pobres, que ya implica otra etapa, y me cuesta más entregar los frutos en los que he trabajado tanto como regalo a una persona que no hizo nada para recibirlo. Es luego de esto que viene otra Mitzvá que es aún más irrazonable: cuando llega el año de Shmitá (sabático) que anula las deudas, la halajá determina que la persona que dio un préstamo monetario a su compañero, cuando llega el año de Shmitá se anula el préstamo (amnistía financiera), absolución total de las deudas. La Torá ordena que incluso al encontrarse próximos al año de Shmitá que no diga la persona 'no puedo prestar porque arriesgo a que mi dinero no me sea devuelto' sino que tiene el deber de prestar si tiene la posibilidad.

De este paso al salto más alto de generosidad que es la Mitzvá de Tzedaká, sobre la que la Torá afirma "abrir abrirás tu mano...". Vemos que a diferencia del préstamo que en la mayoría de los casos vuelve a su propietario, en esta estipulación es su deber dar con el claro conocimiento de que no recibirá ningún retorno. En cuanto a este dar, es que la Torá dice: "abrir abrirás tu mano... y no te sientas mal (en tu corazón) por dar...es posible que mires de manera poco amable a tu hermano empobrecido... y a tu hermano menesteroso dar le darás". Vemos que la Torá habla sobre el corazón, la mano y el ojo y se explica que en realidad está la Torá implicando una práctica y ejercicio constante que delineará a la persona. Primero, la mano da, por medio de eso el corazón luego se sumará y sentirá sentimientos positivos hacia el receptor y consecuentemente acostumbrará al ojo a ser generoso y dar de manera favorable. Como dijeron Jazal sobre el Pasuk, "dar le darás", asegurado que tan pronto como lo dé, volverá a darle luego y se acostumbrará a dar.

Yehi Ratzón, que tengamos el mérito de acostumbrarnos a dar y que siempre estemos del lado de los que dan, y que 'no dependamos de los regalos de los seres humanos... sino tan sólo de Tu mano llena, abierta, sagrada y generosa.'

Shabat Shalom!
Rab Nejemia Vilhelm
Beit Jabad Bangkok, Tailandia
Traducido por jasidinews

miércoles, 8 de agosto de 2018

Maise: Viendo hacia adelante - Continuación historia de la sra. Malka, Parte II


La semana pasada se publicó aquí cómo el Rebe le informó a Malka sobre los posibles riesgos (y tropiezos) de vivir en un departamento compartido con un no judío (del mismo sexo). Esta semana, estoy publicando cómo el Rebe analizó los posibles riesgos de incluso mantener fuertes amistades con ellos.

Por Rab Sh. D. Avtzon

[A pesar de que Malka me lo entregó como una historia, elegí dividirla en dos secciones, ya que cada una tiene su propia lección significativa.]

Puedo agregar otro punto a ese encuentro con el Rebe [que sucedió a principios de los '70]:

El Rebe se mostró fuetemente en contra de que desarrolle CUALQUIER tipo de amistad con no judíos. Señaló hasta qué punto Jazal procuran desalentar amistades entre judíos y no judíos, incluso del mismo sexo, al prohibir su vino y otras prohibiciones (tal vez especificó: cocinar, pan, aceite, queso, pero no recuerdo).

Le dije que estoy rodeada sólo de gente no judía, no había judíos en absoluto donde yo vivía, así que eso me limitaría a una vida solitaria y aislada.

Me miró a los ojos y me dijo: ¡una amistad entre usted y una joven gentil puede llevar a que una joven judía participe y le rinda honor y alabanzas a Avodá Zará!

Cuando dijo esto, me shockeó y comencé a temblar.

Esto fue en Enero. Le confesé lo que me había sucedido apenas unas semanas atrás. Tenía una amiga no judía que me invitó a su casa, el 25 de diciembre, para unirme a su familia para tomar café / té. Era su reunión familiar de navidad.

Asistí, tomé café y té mientras cantaban muchas canciones alrededor de un arbolito de navidad y una chimenea.

Fue una agradable reunión, pero todo el tiempo que estuve allí, me sentí incómoda. Estaba sudando y sentía como si mi cuerpo estuviera ardiendo en un incendio. Algo estaba muy mal. Después de que la reunión terminó, me fui a casa a dormir y tuve pesadillas terribles, algo que nunca antes había tenido (esto era inusual y aterrador ya que siempre duermo muy tranquila).

Le dije al Rebe de mi asistencia a aquella"inocente" reunión familiar de mi amiga no judía, que no era una reunión "kosher".

El Rebe se mostró muy molesto y dijo que las canciones / himnos le daban honor y alabanza a Avoda Zara y toda la reunión estaba conectada con Avoda Zara.

Estaba tan molesto que comencé a llorar, y las lágrimas rodaban por mis mejillas.

El Rebe inmediatamente cambió su tono e incluso sonrió un poco y me dijo que no estuviera triste ni molesta. Dijo que fue un error inocente que vino de no ser consciente de las trampas y riesgos que nos rodean, que Jazal eran muy conscientes de estos peligros.

Sugirió que en las próximas semanas estudiara un sefer de Jabad llamado Derej Mitzvoteja, una sección llamada Mitzvat HaAmanat Elokut (los primeros 4 capítulos de 12 capítulos) y también Mitzvat Ajdut Hashem. Esa teshuva alza a la persona a un nivel superior y ahora que soy consciente, que tenga mucho cuidado con las amistades y las interacciones sociales (que van más allá de las interacciones comerciales regulares) con gentiles de cualquier género.

El punto es que no solo los compañeros de habitación gentiles están prohibidos para un judío, sino que incluso tener amistades con goim es algo que Jazal se opusieron rotundamente y tomaron medidas para evitar tal socialización. Eso es "havdala", separación bein Israel la'Amim.

lunes, 6 de agosto de 2018

Extraordinaria historia desvela la profunda relación del Rebe con su padre, R' Leivi Itzjok

Los Pani'm con nombres y pedidos de cientos y miles de personas de todo el mundo, este último 20 de Av (5778) en el Tzion de Rab Leivi Itzjok


El 20 de Menajem Av fue el yortzait del padre del Rebe, HaRav Levi Itzjak Schneerson, זצ''ל. Recientemente, me llegó esta extraordinaria historia sobre un Josid llamado Reb Yosef Nimotin, que vivía en Alma-Ata, la capital de Kazakistán, y se hizo cargo de Reb Levi Itzjak en el último año de su vida.

Después de cinco años de duro exilio en una aldea primitiva, Reb Leivik finalmente fue autorizado a mudarse a Alma-Ata, donde podría recibir atención médica. Estaba muy débil y enfermo. Reb Yosef se convirtió en su asistente personal hasta su fallecimiento en 1944.

Después de que Reb Yosef sepultó al padre del Rebe, dedicó su atención a cubrir las necesidades de la Rebetzin Jana, la madre del Rebe, hasta que ella recibió el permiso para abandonar la Unión Soviética en 1947.
Una vez que la escoltó hasta el tren, Reb Yosef sintió que su shlijus en Alma-Ata había terminado y comenzó a soñar con irse. Solicitó una visa, pero fue rechazada.
En 1967, a muchos judíos se les permitió repentinamente abandonar Rusia. Reb Yosef inmediatamente solicitó una visa de salida. Una vez más, le fue rechazada. Él volvió a solicitarla y fue rechazado nuevamente. Se convirtió en un refusnik. Uno puede preguntarse qué le importaba al gobierno soviético que un viejo judío con su pequeña familia salgan del país, pero así es como la KGB jugaba con las vidas de las personas. Dejaban que algunas personas se vayan, mientras que otros se quedan. Expulsaron a algunos disidentes políticos, mientras encarcelaron a otros o simplemente los mantuvieron bajo control. No había lógica o explicación. Era otra forma de ejercer su poder, otra forma de aterrorizar a las personas. Nadie sabía qué suponer.
Y así, todos los años, Reb Yosef solicitaba una visa de salida y cada año su solicitud era denegada. Incluso cuando la emigración judía de la Unión Soviética alcanzó su apogeo en 1979, todavía se le negó.

A lo largo de los años, Reb Yosef se ocupó de la tumba de Rab Leivi Itzjak. Él la visitaba, limpiaba las malas hierbas, y se sentaba allí recitando Tehilim, a menudo preguntándose con tristeza por qué el Rebe, el hijo de Rab Levi Itzjak, nunca vino a visitarlo. Pero guardaba su tristeza para sí mismo.

Pasaron los años y Reb Yosef se sintió cada vez más frustrado y descorazonado por su situación. Se sentía atrapado en Alma-Ata. Una mañana de 1982, abrió su correo y encontró un sobre oficial de OVIR, el departamento de visas de la KGB. Por desgracia, era otro rechazo.
Sintiéndose amargamente decepcionado y abatido, se fue directamente a la tumba de Rab Leivi Itzjak, donde lloró y lloró. Volcó su corazón hacia su querido maestro, suplicando una bendición para salir de este país parecido a una prisión. Antes de considerar bien lo que estaba diciendo, prometió: "Tatenyu mit Rebenyu (querido padre del Rebe), si me ayudas a salir de este país, me dirigiré a tu hijo y le preguntaré por qué nunca visita tu tumba!".

Reb Yosef nunca había expresado o pronunciado estos pensamientos antes, y cuando se dio cuenta de lo que había dicho, se asustó, porque la verdad era que incluso si pudiera lograrlo, nunca sería tan irrespetuoso como para hacerle semejante pregunta al Rebe. Lloró un poco más, dijo algunos Tehilim y comenzó a caminar hacia su casa. Pero mientras se acercaba a las puertas del cementerio, alguien lo llamó por su nombre. "¡Reb Yosef! Reb Yosef!"
Dándose vuelta, vio a un hombre corriendo detrás de él. Se detuvo y el hombre lo alcanzó y lo abrazó. "Reb Yosef, ¿no me reconoces? Solíamos ser vecinos! Solías venir a nuestra casa todas las mañanas para llevar a mi padre ciego al Shul! ¿No me reconoces?
De hecho, durante los años en que Reb Yosef asistió al Rab Leivi Itzjak, vivía al lado de un anciano y ciego josid. Todas las mañanas, Reb Yosef acompañaba a este vecino hasta y desde el Shul para que pudiera rezar con un minian. Cuando el ciego josid murió, fue enterrado en el mismo cementerio que el Rab Leivi Itzjak.
"Eras un niño joven en aquel entonces", le dijo Reb Yosef en voz baja, sintiéndose un poco avergonzado. "Ahora mírate ... ¡No te he visto en más de veinte años!"
La cara de Reb Yosef todavía estaba húmeda por las lágrimas y el joven lo notó. "¿Qué te está molestando?", le preguntó. "¿Por qué has estado llorando?"
Reb Yosef le explicó su desesperado deseo de abandonar la Rusia soviética y las numerosas cartas de rechazo que había recibido a lo largo de los años.
"¡No te preocupes!", exclamó el joven. "Trabajo para el gobierno ahora; Sé a quién sobornar. Tráeme 4.000 rublos mañana y yo me encargaré de ti. Ayudaste a mi padre y ahora es mi turno de ayudarte".
Desconcertado, Reb Yosef permaneció inmóvil e intentó ordenar sus pensamientos. Habían pasado menos de cinco minutos desde que había derramado su corazón a Rabi Levi Itzjak, ¡y ya había llegado la promesa de la salvación! ¿Podría este finalmente ser el milagro que había estado esperando?
A pesar de que 4.000 rublos era una suma muy grande, Reb Yosef logró juntarla y a la mañana siguiente se la llevó al joven. El hombre cumplió su palabra, sobornó a las personas indicadas y, una semana más tarde, la familia Nemotin recibió el permiso para abandonar el país.

Al llegar a los Estados Unidos, la familia se estableció en el barrio de Crown Heights de Brooklyn. Reb Yosef había logrado sacar algunos de los manuscritos del Rab Leivi Itzjak de Rusia, y ahora los trajo a 770, y se los dio a los secretarios del Rebe para que se los entregasen al Rebe. También pidió programar un yejidus, una audiencia privada con el Rebe.

El día del yejidus, el Rebe fue a orar ante la tumba de su suegro, el Rebe anterior, el rabino Yosef Itzjak Schneersohn. Reb Yosef esperó pacientemente su regreso.
Finalmente fue conducido a la oficina del Rebe. Tal como Reb Yosef lo recuerda, el Rebe estaba de pie, lo cual era bastante inusual para una audiencia privada. El Rebe saludó a Reb Yosef con entusiasmo, dándole las gracias por todo lo que había hecho por sus padres y por los manuscritos.
Reb Yosef le preguntó si tal vez podría guardarse una de las páginas de los manuscritos de Rab Leivi Itzjak como un recuerdo. El Rebe le agradeció nuevamente por traer los manuscritos, pero explicó que ahora no podría separarse de ellos.

Cuando la audiencia terminó, Reb Yosef comenzó a retroceder hacia fuera de la habitación. Mientras se acercaba a la puerta, todavía de cara al Rebe (como es costumbre), la cara del Rebe se puso muy seria. El Rebe miró a Reb Yosef directamente a los ojos con su penetrante mirada y le dijo: "Reb Yosef, ¡te estás olvidando de hacerme la pregunta que le prometiste a mi padre que harías!"

Reb Yosef se desmayó. Él ya tenía su respuesta.

Esta historia poco conocida fue registrada por el Dr. Alexander Poltorak, quien la escuchó directamente de Reb Yosef unos años antes de que falleciera. Fue publicada luego en Chabad.org.

[Hace algunas noches, en el yortzait de Reb Leivik, se mencionó que cuando Rusia se abrió por primera vez en la década de 1990, algunos estudiantes de yeshiva fueron a visitar las tumbas de los Rebbim, y también fueron a lo de Reb Levik. Se encontraron con el cuidador del cementerio y le mostraron una foto del Rebe, y le preguntaron si sabía quién era. "Claro", respondió. "Viene aquí a visitarlo de vez en cuando".]